Just another WordPress.com site

Biografias

PITA AMOR – BIOGRAFÍA

Guadalupe Teresa Amor Schmidtlein. (Cd. De México 30 de Mayo 1918 – Cd. De México 8 de Mayo 2000)

“Yo de niña fuí graciosa, de adolescente llorona, en mi juventud cabrona y en mi verano impetuosa”

 

Guadalupe Teresa Amor, mejor conocida como Pita Amor, hija de Emmanuel Amor Subervielle y Carolina Schmiotlein Garcia Teruel, fue la menor de siete hermanos.

De una familia de la aristocracia mexicana benida a menos tras la revolución. Pita desde joven vivió su vida según su voluntad, fue de un escandaes a otro, sin importarle el que diran de una sociedad conservadora. Su primer escándalo fue a los dieciocho años, al convertirse en amante de José Madrazo, un rico ganadero de sesenta años.

Fue el inicio de una vida intensa, se le involucró en romances con toreros, pintores, artistas y escritores. De joven busco el éxito en cine y teatro, sin exité. Fue modelo de grandes pintores como Diego Rivera o Antonio Peláez. También fue amiga de Frida Kahlo, María Félix, Gabriela Mistral, Salvador Novo, Pablo Picasso, Juan Rulfo, entre muchos otros intelectuales de México de los años cincuenta.

A los veintisiete años, en una servilleta y con el lápiz con el que se pintaba los ojos, escribió: “Casa redonda tema de profunda soledad; el aire que la invadía era redonda”. Dos años más tarde público su primer poemario. ‘Yo soy mi propia casa.’ Que fue aclamado por la élite intelectual. Juan Rulfo, Xavier Villarutia, Manuel González Montesinos, aplaudieron su trabajo. En su poesía se ve la influencia de Sor Juana Inés de la Cruz, Francisco de Quevedo y Luis de Gongora.

Pita Amor desafío las costumbres de su época. Su vida amorosa fue intensa y variada, posó desnuda y en sus versos plasmó sus dudas sobre Dios y angustias existenciales.

A los cuarenta y uno años decide ser madre soltera. Pero al sentirse incapaz de cuidar a su hijo, lo deja al cuidado de su hermana mayor. Desafortunadamente el niño muere ahogado en un desafortunado accidente. Hecho que devastó a Pita, haciendo que abandonara todo de un día para otro, y recluirse en su casa sin querer ver a nadie.

En los setenta reaparece nuevamente, después de diez años, en 1974 ofrece un recital en el Ateneo Español. Recitó Recitó poesia mexicana, desde Sor Juana Inés de la Cruz, pasando por Salvador Díaz Mirón, Manuel José Othón, Manuel González Montesinos, entre otros. El recital tuvo un éxito enorme.

Murió en la Ciudad de México el 8 de mayo del 2000.

 


GEORGES BATAILLE – ESCRITORES MALDITOS

BATAILLE, EL PROFANADOR.

En La parte maldita, el escritor francés Georges Bataille (1897 – 1962) sostiene que las sociedades, como los seres vivos, producen más energía de la que necesitan para reproducirse y sobrevivir. Este excedente energético debe entonces consumirse en actividades trasgresoras, como el erotismo o el éxtasis. Así, sus novelas, de claro contenido erótico y escritas bajo diversos pseudónimos como Lord Auch o Pierre Angélique, se convirtieron en un muestrario de perversiones en las que mezclan el sexo, el dolor y la muerte.

Bataille es radical en cuanto a sus críticas cuando afirma que la importancia de la trasgresión ha sido captada por las instituciones sociales y religiosas, que la permiten de manera dosificada; la prohibición de matar, por ejemplo, queda clausurada en los sacrificios, y los tabúes sexuales en las orgías sagradas de las religiones agrarias.

Georges_Bataille_11

George Bataille (1897 – 1962)

Escritor, poeta y ensayista francés, nació en Bilom, Puy-de-Dôme. Estudio en Ecole des Chartes, de París (1918 – 1922) y en la Escuela Superior de Estudios Hispánicos de Madrid (1923 – 1924). Fue bibliotecario y medievalista en la Biblioteca Nacional de París (1224 – 1942), bibliotecario en Carpentras (1949 – 1951) y director de la Biblioteca de Orleans (1951 – 1962). Participó en actividades de los grupos surrealistas hasta su ruptura con A. Breton, en 1929. Dirigió las revistas Documents (1929 – 1930), Acéphale (1936 – 1937) y Critique (1949 – 1962).

Su contacto con la filosofía viene de las lecturas de Nietzsche y de Hegel. Así entre la filosofía trágica de Nietzche y la dialéctica de Hegel, elaboró un misticismo materialista donde Dios es una ausencia que no excluye lo sagrado, y donde el exceso es un camino de revelación en el cual el erotismo y la muerte se vinculan íntimamente.

Bataille estudió con talante crítico la filosofía de Hegel, que empezó a conocer gracias a los cursos de A. Kojéve sobre la “fenomenología del espíritu”. En la obra del filósofo alemán, Bataille vio la culminación de una tradición filosófica en a noción de “negativo” se evita gracias a su inclusión en la  dialéctica del sistema y a su subordinación a una positividad histórica.

Escribió las novelas eróticas: Historia del Ojo (1928 – con el seudónimo de Lord Auch), El azul del Cielo (1936 – publicado hasta 1957), Madam Edwarda (1037 – Con seudónimo de Pierre Angélique), El Cura (1950) y Mi Madre (1966). Complementa su obra literaria un conjunto de poesías reunidas en L’Archangeique (1944)

Su obra ensayística comprende estudios sobre Sade, C. Baudelaire, M. Proust, F. Kafka y J. Genet; textos políticos escritos durante la ocupación alemana; La Suma ateológica, trilogía compuesta por La Experiencia Interior (1943), El Culpable (1944), y Sobre Nietzche (1945); La Parte Maldita (1947), Teoría de la religión (1948), Lascaux o e nacimiento del arte (1955), Manet (1955), La literatura y el mal (1957). El erotismo (1957) y las Lagrimas de Eros (1959).

Autor de textos polémicos, fue considerado desde “un nuevo místico” (J.P. Sartre) o “un obseso” (A. Breton) hasta “uno de os más grandes escritores del siglo (Michel Foucault).

  

   

 


JUAN RULFO – BIOGRAFIA

rulfoJuan Nepomuceno Carlos Pérez Rulfo Vizcaíno (Sayula, Jalisco, 16 de Mayo de 1917 – México, D.F., 7 de Enero de 1986) fue escritor, guionista y fotógrafo mexicano, perteneciente a la generación del 52.

Huérfano de padre a los siete años, cuatro años después falleció su madre. En 1929, se traslado a San Gabriel y vivió con su abuela y posteriormente en el orfanatorio Luis Silva en la ciudad de Guadalajara. En 1924 inició sus estudios de primeria. En 1933 intento ingresar a la Universidad de Guadalajara, pero como estaba en huelga, optó por trasladarse a la Ciudad de México. Asistió de oyente al Colegio de San Ildefonso.

En 1934 comenzó a escribir sus trabajos literarios. En 1947 se casó con Clara Angelina Aparicio Reyes, con quien tuvo cuatro hijos. De 1954 a 1957 fue colaborador de la Comisión del Papaloapan y editor en el Instituto Nacional Indigenista en la Ciudad de México.

Su Obra.

En 1930 participó en la revista México. En 1945, publicó en la Revista Pan en Guadalajara los cuentos: “La vida no es muy seria en sus cosas”, “Nos han dado la tierra”. En la Ciudad de México publicó el cuento “Macario” en 1946. En 1950 publicó “Talpa” y “El llano en llamas”. En 1953 el fondo de Cultura Económica integro “El llano en llamas” en la colección Letras Mexicanas. En 1955 se publicó Pedro Páramo. Entre 1956 y 1958 escribió El gallo de oro, que no fue publicada hasta 1980.

En 1956, a petición del director de cine Emilio “el Indio” Fernández, Rulfo en colaboración con Juan José Arreola realizaron algunos guiones para cine. Varios de sus textos han sido base para producciones cinematográficas. En 1960, El despojo basada en una idea de Rulfo. En 1964 El gallo de oro dirigida por Roberto Gavaldón y adaptada por Carlos Fuentes y Gabriel García Márquez.

Recibió varios premios y reconocimientos: En 1956 recibió el Premio Xavier Villaurrutia por su novela “Pedro Páramo”. En 1970 el gobierno federal de México lo galardono con el Premio Nacional de Literatura. 1976 fue elegido miembro de la Academia Nacional de la Lengua. En 1983 ganó el Premio Príncipe de Asturias de España.

Juan Rulfo es uno de los escritores de mayor prestigio del siglo XX, pese a ser poco prolífico. Ha sido considerado uno de los más destacados escritores en la lengua española. 


ARTHUR RIMBAUD – ESCRITORES MALDITOS

Rímbaud, el vidente.

rimbaud

Su poesía fue su religión y su vida. el instrumento a través del cual Rimbaud (1854 – 1891) deseaba convertirse en vidente “mediante un largo, inmenso y sistemático desarreglo de todos los sentidos”.

Con apenas 16 años, su espíritu inquieto lo llevo a protagonizar sucesivas fugas de su casa familiar ante la desesperación materna. Fue Paul Verlaine quien lo reconoció como poeta, invitándole a vivir en París. Junto a Varlaine y su esposa establecieron un difícil triangulo de relaciones y rupturas que alcanzaría su punto más álgido cuando Rimbaud anuncia a Varlaine su intención de dejarle y éste lo hiere de un balazo, siendo condenado a dos años de prisión.

Viajero infatigable, visita Estambul, Chipre, Egipto y Abisinia, donde ejerce variopintos oficios hasta que se ve obligado a regresar enfermo a Marsella, donde se le amputa la pierna derecha. A partir de ese momento su salud sufre una rápido declive que termina con su vida a os 37 años.

Ver lo invisible, oír lo inaudible, llegar a lo desconocido” eran las aspiraciones mas profundas de Rimbaud, quien dijo de si mismo “mi superioridad consiste en no tener corazón”.

A decir de sus muchos seguidores, lo consiguió. El filosofo Emile Cioran ha declarado que si la herencia de Rimbaud sobrevive a las fluctuaciones de la moda “se debe a la gratitud de su crueldad, a la cirugía demoníaca, a la generosidad de su hiel…”.

DATOS CRONOLOGICOS.

  • 1854 .- Nace Arthur Rimbaud el 20 de Octubre en Charleville, Ardennes, Francia. Su padre es un capitán de infantería que diez años después abandonaría a la familia.
  • 1857 .- Charles Baudelaire, publica Las Flores del Mal.
  • 1860 .- Nace su hermana Isabelle
  • 1861 .- Fedor Dostoievski, publica Humillados y Ofendidos.
  • 1862 .- Víctor Hugo. Los Miserables.
  • 1864 .- León Tolstoi, Guerra y Paz.
  • 1865 .- Rimbaud entra al Colegio de Charleville.
  • 1867 .- Muere Charles Baudelaire.
  • 1868 .- Fedor Dostoievski, Publica El Idiota.
  • 1869 .- Rimbaud obtiene el primer premio de versos latinos en el Concurso Académico, con “Jugurtha”. Escribe “Los Regalos de los Huerfanos”
  • 1870 .- La Revue pour tous publica “Los regalos de los Huérfanos”. Geotge Izambart, su profesor en Retórica, le estimula y le hace leer poetas contemporáneos. 29 de agosto se fuga de casa por primera vez. Llega a París donde es encarcelado por que su pasaje de tren no valía. Lo libera George Izarnbart, quien lo alberga en casa de unas tías, en Douai. A finales de septiembre lo hacen regresar a Charleville. El 7 de octubre, Rimbaud se vuelve a escapr a pie por Fumay, Charleroi y Bruxelle hasta Douai donde nuevamente lo alojan las tías del profesor. En el camino escribe “La Maline”, “Au Cabaret vert Ma Boheme”, entre otros poemas. El 11 de noviembre, por pedido de su madre, la policía lo lleva de retorno a Charleville.
  • 1871 .- El 25 de febrero emprende su tercera fuga por tren, hasta París. Rimbaud se queda allí unos quince días y vuelve a pie. El 13 de mayo escribe a Izarnbard una primera carta sobre la videncia, el 15 le escribe a Paul Demeny la “Carta del vidente” y envía a ambos varios poemas. Entre agosto y septiembre se escribe con Paul Verlaine, quien lo califica de verdadero poeta y vidente. Paul Varlaine lo llama a París y Arthur llega con su último poema “El barco ebrio”. Vive junto a Verlaine y su esposa en casa de los padres de ésta.
  • 1872 .- Rimbaud reside en París con Verlaine, quien se pelea con su mujer. Retorna a Charleville. Después de escribir varios poemas, regresa en mayo a París, llamado por  Verlaine, con quien parte hacía Bélgica en el mes de julio.
  • 1873 .- Desde enero hasta abril Rimbaud vive en Londres y cuida a Verlaine que se encuentra enfermo. El 11 de abril llega a Roche donde está su familia y comienza a escribir el Libro Pagano o Libro Negro, que será después Una Temporada en el Infierno. En mayo vuelve con Verlaine a Londres donde pasan una vida de miseria y disputas. En julio Verlaine regresa a Bruselas para reconciliarse con su mujer. Rimbaud lo sigue, y en ese mismo mes le anuncia su decisión de irse a París. Verlaine lo hiere de un balazo, lo que le representa una condena de dos años en prisión. En Roche, Arthur culmina Una Temporada en el Infierno, impreso en Bruselas en el mismo año. Al no poder pagar la edición recibe sólo unos pocos ejemplares; los restantes fueron encontrados en 1915 (24 años después de su muerte) en el sótano de la imprenta.
  • 1874 .- Desde la primavera, Rimbaud vive en Londres con el poeta Germain Nouveau. Allí permanecerá casi todo el año; escribe sin duda la mayor parte de Iluminaciones.
  • 1875 .- Desde Charleville, en enero, parte hacía Stuttgar con la intención de aprender alemán. Obtiene un puesto de preceptor. Rimbaud va de Stuttgar a Milán, a pie. Repatriado por intervención del cónsul francés en Livonia, en otoño se encuentra nuevamente en Charleville. Continua el estudio de las lenguas españolas, italianas, árabes. entre otras.
  • 1976 .- En abril se encuentra en Viena. En mayo se enrola en el ejército colonial holandés y es conducido en julio a Batavia, donde deserta al cabo de tres semanas. En agosto vuelve a Charleville.
  • 1877 .- Desde Marselle se embarca hacia Alejandría. En diciembre esta en Chipre, donde dirige una cantera.
  • 1879 .- En junio, estando enfermo, vuelve a Roche.
  • 1880 .- Nuevamente va hacia Chipre, de allí hacia Egipto y más tarde recorre los puertos del Mar Rojo. En diciembre llega a Harrar, Abisinia, donde trabaja para la firma Berdey, que comercializa café y pieles.
  • 1881 .- Rimbaud permanece en Harrar.
  • 1883 .- Friedrich Nietzsche – Así habla Zaratustra (partes I y II)
  • 1884 .- Friedrich Nietzsche – Así habla Zaratustra (parte III y IV)
  • 1886 .- Sin que Rimbaud lo supiera, son publicadas las iluminaciones (I al XXXVII) en a revista La Vogue (200 ejemplares)
  • 1889 .- Hasta el año 1890 dirige una fábrica en Harrar e interviene en varias otras operaciones comerciales.
  • 1890 .- Oscar Wilde – El Retrato de Dorian Gray. Muere Vincent Van Gogh.
  • 1891 .- En febrero, Rimbaud sufre malestares en la pierna derecha que él atribuye, según una carta enviada a su hermana Isabelle, al frío de Harrar, a las largas caminatas de 15 y 40 kilómetros diarios y a “cabalgatas insensatas por las abruptas montañas de la región”. En marzo lo llevan a Zeilah en una itera diseñada por el mismo y de allí a Aden desde donde poco después vuelve a Francia. Es hospitalizado en Marselle y el 22 de julio le amputan la pierna derecha. Desde julio hasta agosto permanece en Roche pero su salud se agrava y parte con Isabelle hacía Marsella nuevamente para ser hospitalizado. El 10 de noviembre muere Arthur Rimbaud a los 37 años en el hospital de la Concepción.

CHARLES BAUDELAIRE – ESCRITORES MALDITOS

Baudelaire o la belleza del diablo.

El poeta francés Charles Baudelaire (1821 – 1887) defendió con pasión la negación de San Pedro y e crimen de Cain, de quien decía que había nacido una estirpe de hombres capaces de subir al Cielo y derribar a Dios. En su obra Las letanías de Satán, se refiere al diablo como el más bello de los ángeles, el auténtico “Dios traicionado”, príncipe de los exiliados y apoyo de las angustias humanas. Con tales atributos no es de extrañar que Baudelaire dirigiera a él sus plegarias. Su manuscrito Las flores de mal, fue secuestrado poco días después de su publicación y le valió un proceso penal por obscenidad. Mujeres, hachis, vino, láudano y opio merecieron igual atención por parte de este hombre que formo parte del “Club de los fumadores de hachish” junto a Gautier y otros intelectuales, y que en vida adoptó la pose de un dandy, vividor y cliente asiduo de tabernas y tugurios. A los 29 años comenzó a sufrir los síntomas de la sífilis que terminaría con él.

Su satanismo es, con todo, ambiguo, ya que su empeño por rechazar a Dios escondía una reafirmación de la importancia de este. Así se o hace notar el insigne Flaubert cuando le reprocha su excesiva insistencia sobre el espíritu de mal “que trasluce una especie de fermento católico”.

CharlesBaudelaire Charles Baudelaire, nació en Paris e 9 de abril de 1821. Su padre, Joseph Francois, era sacerdote que había colgado los hábitos. Hombre de amplia cultura, fue luego proceptor, profesor de dibujo, pintor y jefe de Despacho de la Cámara de los Pares. Fue quien le enseño las primeras letras. Cuando nació Baudelaire tenía más de sesenta años y otro hijo de su primer matrimonio llamado Claude Alphonse.

Su madre, Caroline Archimbaut-Dufays, no había cumplido los treinta años al nacer el poeta. Hija de emigrados franceses a Londres durante la revolución del 93, enseño inglés a su hijo.

Es criado por Mariette, sirvienta de la familia, a la que evoca en un poema: “A la noble sirvienta de quien tuviste celos / y que duerme su sueño bajo humilde pradera, / debíamos, sin embargo, llevarle algunas flores.” […] 

El poeta tiene seis años cuando su padre muere en 1827 dejando una discreta herencia. Su viuda se cambia de domicilio y a los veinte meses de enviudar, contrae matrimonio con el comandante Jacques Aupick, vecino suyo, de cuarenta años, un oficial que legará a ser general comandante de la plaza fuerte de París.

En 1830 con las jornadas revolucionarias, Aupick es ascendido a teniente corone por su participación en la campaña de Argelia, y dos años después nombrado jefe de Estado Mayor y se traslada con su familia a Lyon, donde vivirá cuatro años. Ahí Baudelaire inicia sus estudios en el Colegio Real de Lyon, de cuyo ambiente no guardo buenos recuerdos.

En 1836 Aupick asciende a general de Estado Mayor, volviendo con su familia a Paris, donde e niño es internado en el Colegio Louis-le-Grand. Su madre se va volviendo cada vez más rígida y puritana.

En 1937 obtiene el segundo lugar en un concurso de poesía en latín.

Durante dos años y medio permanece en el Colegio Louis-le Grand. Allí lee a Sainte-Bauve, a Chenier y a Musset, a quien criticará mucho mas tarde. Baundelaire es expulsado del colegio por indisciplina. En agosto obtiene su título de bachillerato. Con gran escándalo y dolor de sus padres se empeña en ser hombre de letras.

En 1840, con diecinueve años, se matricula en la Facultad de Derecho, comienza a frecuentar a la juventud literaria del Barrio Latino y entabla sus primeras amistades con Gustave Le Vavasseur y Ernest Prarond. Tambien conoce a Gérard de Nerval, de Sainte-Beuve, de Théodore de Banville y a Balzac.

Comienza a llevar una vida disipada, caracterizada por sus continuos choques con el ambiente familiar y por su inclinación hacía las drogas y el ambiente bohemio. Empieza a frecuentar los prostíbulos. Mantiene una extraña relación con una prostituta judía del Barrio Latino llamada Sarah, y que probablemente contagio de sífilis al poeta, y que le dedico un poema: “Una noche acostado con una atroz judía / lo mismo que un cadáver tendido junto a otro, / quise pensar al lado de ese cuerpo vendido / en la triste belleza que mi deseo elude.”

La conducta desordenada de joven mueve a sus padres a distanciarle de los ambientes bohemios de París. Le envían a Burdeos para que embarque en el Paquebot-des Mers-du-Sud. con destino a Calcuta. Así conocerá Baudelaire los trópicos. Desde la isla Mauricio, al este de Madagascar, donde conoce a una señora casada para quienescribe “A una dama criolla”,  escribe al general Aupick el capitán del barco, indicándole que el joven desea interrumpir el viaje.

En febrero o Marzo de 1842 regresa a Francia. Ya en París, encuentra en el teatro La Puerta de San Antonio a la mujer a la que permanecerá ligado toda su vida, la mulata Jeanne Duval. A pesar de la vulgaridad, de frecuentes desavenencias y de las infidelidades de la mulata, desempeña un papel fundamental en la vida del poeta, sus mejores poemas son producto de esta turbulenta relación: “Perfume Exotico”, “La Cabellera”, “La Serpiente Danzante”, “Sed non satiata” entre otros.  El nueve de abril alcanza la mayoría de edad y entra en posesión de una considerable herencia paterna –75000 francos-, que comienza a dilapidar. Dilapida la herencia y contrae numerosas deudas, por lo que su madre hace pedir por un consejo de familia a tribunal el nombramiento de un conseil judiciaire, esto es, de una persona designada para asistir a aquellos a quienes se considera incapaces de administrar sus bienes propios. Esta persona será M. Ancelle, notario de Neuilly, sujeto bueno y paciente, a quien, desde el día 21 de septiembre, queda sometido para siempre Baundelaire para asuntos de esta índole.

Baudelaire escribió sus primeros poemas a la vuelta de su viaje del Caribe aunque en un principió se dedico sobre todo a la critica artística. Fruto de esto fue la publicación en 1846 de algunos ensayos, llenos de sensibilidad y de penetración, bajo el titulo de “Los Salones”. Publica sonetos, uno de ellos, “A una dama criolla”, con su verdadero nombre, así como un articulo sobre Balzac.

Anuncia al notario Ancelle una tentativa de suicidio: “Me mato por que ya no puedo vivir más. Me resulta insoportable el cansancio de dormir y de despertarme. Me mato por que soy inútil para los demás y un peligro para mi mismo. Me mato porque me creo inmortal y espero”.

En 1847, desavenencias con su madre. Vive con Juana Duval. Pubicación en el Bulletin de la Societé des gens de Lettres, en de mes de enero, de la novela La Fanfarlo, con fuerte influencia de la narrativa de Balzac. Lee una traducción del Gato Negro, primera revelación de la obra de Edgar Alan Poe.

Conoce a Marie Daubrun, muchacha bonita y honesta, actriz de Teatro de la Gaite, que sostiene con su trabajo a su familia. El poeta sentirá por ella un amor platónico o una amistad idílica. Le dedicará el poema “Canto de otoño”.

La revolución de febrero de 1848 derriba el régimen de Luis Felipe. El 22 de febrero contempla Baudelaire como un guardia municipal mata de un golpe de bayoneta a un indefenso insurgente; el 24 esta en las barricadas con un fusil en la mano. Pocos días después funda con algunos amigos, Toubin y Champfleury, uno de los innumerables diarios del momento con el exaltado título Le Salut Public. En la sangrientas jornadas de junio, en las que explota el conflicto entre proletariados y burgueses, volvemos a encontrarlo de lado de los obreros. Del 10 de abril al 6 de mayo funge como secretario de redacción de la Tribune Nationale, periódico republicano moderado. El 13 de abril es nombrado el general Aupick ministro plenipotenciario en Constantinopla. E 15 de julio aparece, en La Liberté de pensar, su primera traducción de un cuento de Edgar Poe: Révélation magnétique. El 20 de octubre se encuentra en Chateauroux como redactor en jefe de un diario conservador, Le Représentant de l’Indre. Se pubica en L’Echo des merchands de vin: Le vin de l’assassin.

En 1851 se publica en Le Messager del l’Assemblée, Du vin et du haschisch, primera redacción de una parte de los Paradis artificiels. En la misma revista aparece el 9 de abril, con el titulo de Les limbes, once poesías, que constituyen el primer núcleo de las futuras Flores del Mal. Se tratan de las poesías LXXV, IX, XVIII, LXVI, CXXIII, CXXI, LXXIII, XXX, LXXIV y LXVII. El general Aupick parte a Madrid como embajador.

1852 es el año decisivo para e conocimiento de la obra de Poe, en particular de las poesías y de los escritos teóricos en materia de poesía. Incrementa el trabajo de traducción de los cuentos, preparado sobre un aprendizaje a fondo del idioma inglés. En marzo y abril aparece, en la Revue de Paris, Edgar Alan Poe, sa vie et ses ouvrages.

Marzo de 1853, traducción del Cuervo de Poe en l’Artiste. En Le monde Litteraite se inserta su traducción de Poe Philosophie de l’ameublement.

Del 26 de mayo al 12 de agosto de 1855 aparece en e Pays y después en Portefeuille artículos sobre las obras de arte expuestas, bajo el epígrafe: Le Exposition universelle. En el Revue des Deux Mondes, el 1° de junio, dieciocho poesías, cuyo título colectivo es, por primera vez, Les Fleurs du Mal. Son las que figuran con los numeros XLIV, LXXIII, XLV, XLVI, CIX, CXVI, LIV, LIII, LXII, LXXIV, X, XII, XXX, XXXVIII, XI, XXXI, CXVII.Levan como epígrafe unos versos de Agripa d’Aubigné: Au lecteur.

En marzo de 1856, aparece en un volumen las Historias Extraordinarias, de Poe, traducidas por Boundelaire, y el 20 de abril, en la Revue Francaise, la siguiente poesías: La Beauté, La Géante, Le Flambeau vivant, Harmonie du soir, Le Flacon, Le Poison, Tout entiere.

El 4 de febrero de 1857, envía el manuscrito de Las Flores del Mal. El 28 de abril fallece el general Aupick y la viuda se retira enseguida a Honfleur. “Esto a sido para mi  una cosa solemne, como una llamada al orden”, escribe Baundelaire a su madre. Siente que la felicidad de su madre, en lo que le resta de vida, depende de él y promete que hará todo lo necesario para asegurarla. El 25 de junio el editor pone a la venta Las Flores del Mal. Un malévolo artículo de Gustavo Bourdin en el Fígaro. Es posible que este artículo haya originado las persecuciones judiciales de a que iba a ser objeto la obra. El 11 de julio escribe Baudelaire a Poulet-Malassis comunicándole el embargo de los ejemplares en venta en Paris. El poeta fue procesado en medio de un escándalo general, acusado de ofender la moral pública y juzgadas obscenas. Carta a Madame Sabatier, preguntándole si sería posible que interviniera en su favor ante los jueces. 20 de agosto: Proceso de Las Flores del Mal. Requisitoria de Ernesto Pinard. Defensa de Chaix d’Est-Ange. Condena al autor y a los editores: multa y supresión de seis poemas (“Las joyas”, “El leteo”, “A la que es demasiado alegre”, “Lesbos”, “Mujeres condenadas”, “Delfina e Hipólita” y “Las metamorfosis del vampiro”).

A pesar de condenarle por obscenidad y blasfemia, en 1859 y 1860 el Ministerio de Instrucción Pública le concede por dos veces sendas ayudas de trescientos francos. Pero ante el púbico quedara identificado, aun mucho después de su muerte, con la depravación y el vicio.

13 de mayo de 1858 se halla ya a la venta la traducción de las Aventuras de Arthur Gordon Pym. 30 de septiembre, Le Haschisch, primera parte de los Paradis artificiels.

Empieza la época de sus enfermedades que durará hasta su muerte. Sufre trastornos nerviosos y dolores musculares. Se ahoga, sufre crisis gástricas y una sífilis contraída diez años antes reaparece. Para combatir el dolor, fuma opio, toma éter. Sufre el primer ataque cerebral. Físicamente, es una ruina. Recurre a cápsulas de éter para combatir el asma y al opio para los fuertes cólicos.

13 de marzo de 1859, articulo sobre Théophile Gautier, que no tardara en aparecer como folleto, con una carta prefacio de Víctor Hugo. Con mas de un año de retraso se lleva a cabo el proyecto de instalación de Baunderaire en Honfleur, en Normandía, sobre el mar, donde la viuda de Aupick posee una villa. La convivencia dura pocos meses y no resulta del todo feliz pero a partir de entonces el tono de las cartas del poeta a su madre se torna cada vez más afectuoso y menos recriminatorio de lo que había sido hasta entonces. En junio – julio aparece Salón de 1859, una de las obras maestras de Baundeaire como critico de arte.

El 9 de febrero de 1861 se anuncia la segunda edición de Las Flores del Mal, en el Journal de la libraire. En esta segunda edición, en lugar de las seis condenadas, ha agregado Baundelaire treinta y cinco nuevas poesías y ha distribuido todo el material del libro de a cuerdo a una nueva disposición de títulos internos y de sucesión de textos. El 1° de abril aparece en la Revue européenne, Richard Wagner et Tannahäusser a Paris, estudio que se publica como folleto en el mes de mayo. En el se defiende al músico y poeta alemán, demostrando una inteligencia casi profética de su grandeza musical , apenas descubierta.

1864. En este año aparecen en diferentes periódicos numerosos poemas en prosa; los primeros seis en Le Figaro, Le Spleen de Paris. Otros tres en La Revue nouvelle.

En febrero de 1865 se agrava la enfermedad de Baundelaire, en marzo anuncia una nueva traducción de Edgar A. Poe: las Historias grotescas y serias.

1866, en Namur, Bélgica, cae de improviso, mientras visita una iglesia. A la mañana siguiente presenta síntomas de confusión mental; es trasladado a Bruselas e internado en un hospital de religiosas, y después, a una clínica en Paris.Es visitado por numerosos amigos y asistido por su madre hasta sus últimos momentos. Nunca se recuperara ya de la afasia y de la hemiplejía.

El 31 de agosto de 1867 fallece Baundelaire en los brazos de su madre. Ese mismo día comienza Revue nationale la publicación de sus últimos poemas en prosa. 2 de septiembre; funerales en Saint-Honoré-d’Eylau e inhumación en e cementerio de Montparnasse, junto a genera Aupick, su padrastro. Sus amigos Banville y Asselineau pronuncian algunas palabras sobre su tumba.

1871 fallece, en Honfleur, la madre del poeta, que será sepultada también en el cementerio de Montparnasse.

1887, primera edición de las Obras póstumas y de la Correspondencia inédita, bajo el cuidado de Eugenio Crepet.

1902 se inaugura, en el cementerio de Montparnasse, un monumento a Baudelaire.                 

                     

              


WILLIAM BLAKE – ESCRITORES MALDITOS

Blake, el prometeico, con un enfoque más místico y religioso, los poetas visionarios ingleses que formaron parte de la escuela satánica inglesa encontraron en Blake a uno de sus más eficientes divulgadores. En sus poemas y dibujos, Blake hablaba de la naturaleza dual de los hombres e interpretaba  el mito de la “Caída” como la creación de un hombre-Dios prometeico.

Los tradicionales símbolos del bien y del mal son invertidos por Blake, que considera a Satanás como emblema de la energía creadora, mientras que el Ángel es el representante del dogmatismo hipócrita cristiano. Caín y Prometeo son defendidos como arquetipos de nuevo hombre, el que se atreve a desafiar a Dios y liberarse de su yugo. El pecado, lejos de provocar vergüenza o culpa, es motivo de orgullo, a expresión de la auténtica naturaleza humana.

Defensor de la sensualidad y el placer sexual, a los que considera puros, dejó escrito: “Si las puertas de la percepción se clausuraran, todas las cosas aparecerían ante e hombre como son: infinitas”. Durante los últimos años de su vida, un nutrido grupo de jóvenes artistas encontraron inspiración en la nueva religión de Blake, a quien reverenciaron como a un maestro.

blake

William Blake. (Londres, 1757 – 1827)

Pintor, grabador y poeta británico, una de las figuras más singulares y dotadas del arte y la literatura inglesa. Fue para algunos un místico iluminado, un religioso atrapado en su propio mundo, y para otros un pobre loco que sobrevivía gracias a los pocos amigos que, como Thomas Butts, creían en su arte y le compraban algunos de sus grabados. La posteridad, sin embargo, ha considerado a William Blake como un visionario.

Blake, segundo hijo de un calcetero, desde niño tuvo visiones de ángeles y profetas y mostró una incontenible vocación artística. En 1771 Blake comenzó a trabajar como aprendiz con el grabador James Bazire; en 1780 conoció al rígido y frio escultor John Flaxman, de quien aprendió el gusto por la seguridad y la precisión de contornos en el dibujo.

En 1782 se casa con Catherine Boucher, al año siguiente, 1783, unos amigos publicaron su libro “Poetical Sketches” , de poemas escritos, según dice el Prefacio, entre los doce y veinte años; le fue entregada toda la edición para que dispusiese de ella a su gusto; el autor se limitó a distribuir algunos ejemplares de la obra a varios amigos, y no hablo más del libro.

En 1784, muere su padre, Blake abre un taller gráfico y lleva a su amado hermano Robert a trabajar con él. Tres años después murió Robert, aunque no en realidad para su devoto hermano, que siguió conversando con él “en el espíritu, a diario y a toda hora”, y a quien atribuyo en una visión, la invención de lo que Blake llamó la ‘impresión iluminada’, un método de grabar en relieve el texto y la ilustración de cada página de un libro, que imprimía con una sola tinta y que después él y su esposa coloreaban con acuarela, logrando una fusión única entre el texto y la ilustración. Fue así como publico –en limitadísimas ediciones – sus principales obras.

En 1789 habían aparecido los ‘Cantos de inocencia’, ilustrado por él mismo, seguido cinco años después por los ‘Cantos de experiencia’, donde expresaba la caída del hombre en poemas como, ‘La rosa enferma’ o ‘El tigre’.

Entre 1803 y 1827, reveló en poesía una extravagancia creciente, y un pleno afianzamiento como artista. En Londres trabajó para Richard Cromek, quien lo exploto. Luego tras la ruptura de éste, trabajo con John Linnell, pintor de paisajes y el mejor de sus patrones; para él grabo ‘Inventions on the Book of Jon’, su obra maestra, y algunas ilustraciones para la ‘Divina comedia’.

Entre las obras de sus últimos años destacan: ‘El matrimonio del cielo y el infierno’ (1793), Milton (1804-1818) y Jerusalén (1804-1820), en las que abiertamente rechaza toda forma de religión convencional y preanuncia temas caros al simbolismo de fines del siglo XIX, como la atracción por el abismo y la caducidad de la moral burgesa.

Murió rodeado de un grupo de amigos y discípulos.

Notas:

Vivió Bake en una de las épocas más violentas de la historia de Inglaterra. La Guerra de los siete años estalló un año antes de que naciera. Cuando tenía dieciocho años se inició la guerra contra las colonias de Norteamérica, que encendió su entusiasmo juvenil por la libertad, y duro hasta 1783. Diez años después, Inglaterra intervino en la guerra de buena parte de Europa contra los revolucionarios franceses; y, a partir de 1796, contra Napoleón, enfrentamiento que después de tres años de paz, entre 1802 y 1805, duró hasta la derrota definitiva del emperador en Waterloo, en 1815. Desde entonces hasta la muerte de Bake hubo disturbios, motines, leyes represivas o que castigaban cualquier intento colectivo de conseguir mejoras del trabajo; y un año antes de su muerte, masas hambrientas destruyeron en tres días mil telares mecánicos.

Blake vivió, en carne propia, la Revolución Industrial. Cuando nació, Inglaterra era un país predominantemente agrario; cuando murió era la primera potencia industrial del mundo. De niño, pudo jugar en las afueras, aún bucólicas, de Londres. De joven, vio la multiplicación de la pobreza y la ignorancia. De adulto, la desaparición de los artesanos sustituidos por las máquinas y la trasformación del país en el prototipo que le permitió a Marx analizar el capitalismo, formular su teoría del materialismo histórico y señalar la lucha de clases como el motor de la historia.

La misma indignación los movió a ambos, pero el filósofo explicó lo que Blake apenas pudo describir y condenar en sus obras proféticas en sus Canciones.

En 1780, sesenta mil manifestantes, presumiblemente para pedir la anulación de una ley que levantaba algunas restricciones económicas a los católicos, pero quizás también para tumbar al gobierno y detener la guerra contra las colonias  americanas, saquearon embajadas, quemaron las casas de reconocidos católicos y la de ministros, magistrados y jueces y obispos anglicanos, y algunos edificios públicos y prisiones. Blake, de 23 años, estaba a la cabeza de la multitud que incendio la prisión de Newgate, aunque él parece no haber participado en la acción.

Blake vivió consternado ante la visión de los pobres – pobre también él, apenas un poco más arriba en la escala social que los trabajadores de las nuevas fabricas- obligados a desperdiciar sus “años de sabiduría” –su niñez y juventud- “en tristes trabajos fatigosos para obtener una miserable porción de pan”. Los opresores, escribió: “Se burlan de los miembros de los jornaleros; se burlan de sus hijos hambrientos;/ Compran a sus hijas para tener el poder de vender a sus hijos…” Atribuía a las ideas de Locke y de Newton – al odiado materialismo científico- ese lamentable estado del mundo.     


CHARLES BUKOWSKI – BIOGRAFIA

 
 

CHARLES BUKOWSKI

 

 

 

 

  

(…) tienés que cojerte a muchas mujeres

bellas mujeres

y escribir unos pocos poemas de amor decentes

y no te preocupes por la edad

y/o los nuevos talentos.

sólo tomá más cerveza más y más cerveza.

Andá al hipódromo por lo menos una vez

a la semana

y ganá

si es posible (…)

 

COMO SER UN GRAN ESCRITOR 

 

 

 

Escritor americano, Charles Bukowski fue uno de los autores más influyentes en la literatura americana del siglo XX gracias a su estilo personal, transgresor y cargado de sentimientos en estado puro.

 

 

Nacido en Alemania y criado en la ciudad de Los Ángeles, Bukowski estudió periodismo sin llegar a terminar sus estudios. Tras esta etapa comenzó a escribir al tiempo que viajaba por los Estados Unidos realizando todo tipo de trabajos.  Fue después de sufrir un colapso debido a una úlcera sangrante que comenzó a escribir poesía. La mayor parte de esta época (años 50) fue descrita por Bukowski en varios de sus relatos autobiográficos.

Durante la década de los 60, Bukowski trabajó como cartero y comenzó a publicar sus escritos en revistas como The Outsider y a colaborar para medios independientes como Open City o Los Ángeles Free Press.

En 1969 decidió dedicarse en exclusiva a la escritura gracias a la confianza mostrada por su editor John Martin. Su primera obra, El Cartero, fue publicada ese mismo año. A esa novela seguirían otras tan famosas como Factótum, Hollywood o Pulp, además de numerosas antologías como La máquina de follar o Erecciones, eyaculaciones, exhibiciones; también hay que destacar las recopilaciones de sus artículos en prensa como Lo que más me gusta es rascarme los sobacos.

 

La obra de Bukowski influyó tanto en Estados Unidos como en el resto del mundo y su obra fue traducida a más de doce idiomas. Su vida inspiró la película Ordinaria locura y también Barfly, cuyo guión fue escrito por el propio autor.

 

 

Charles Bukowski murió en San Pedro el 9 de marzo de 1994.


ANTON SZANDOR LaVEY

 
 
Anton Szandor LaVey.
(1930 – 1997)
 

Acompañado por tétricos acordes aparece Anton LaVey, sumo sacerdote de la Iglesia de Satán. Ataviado con una holgada capa carmesí, y cubriendo su calva con un capuchón oscuro con dos afilados cuernos esculpidos a partir de la osamenta de algún animal, parecía que el mismísimo personaje de Bram Stoker hubiera cobrado vida. Con el privilegio que le concede su ministerio infernal, desenvaina su espada mientras recita la invocación litúrgica para el “bautizo” de la criatura. Tiene cuatro años y su nombre es Zeena LaVey:

“Damos la bienvenida a una nueva criatura que nos hará compañía en el Sendero de la Oscuridad. No tengas miedo…”

 

 

Anton Szandor LaVey nació la noche del 11 de abril de 1930 en la ciudad de Chicago, aunque a muy temprana edad su familia se trasladaría hasta San Francisco. Sus seguidores mencionan que, como todo personaje excepcional que se precie, nació sentenciado bajo el signo astrológico de Aries, señal profética inequívoca de sus inclinaciones al macho cabrío… por aquello de los cuernos.

El pequeño Tony muestra una precoz curiosidad por todo lo relacionado con el mundo del ocultismo, algo que, según él, acabaría convirtiéndose en su principal obsesión. Es su abuela materna, Luba Kolton, quien le introduciría en el mundo de la superstición y de la magia, narrándole viejas leyendas de la tierra natal de sus ancestros: Transilvania.

Ávido por aprender, más que por deleitarse, con apenas doce años no sólo había leído los clásicos de terror como Drácula o Frankenstein, sino que estaba familiarizado con los rituales de algunos libros de magia. Sin embargo, afirma haber aprendido más con la lectura de aquellos relatos de fantasía que con cualquier obra esotérica. Su experiencia con los textos clásicos del Ocultismo sería muy negativa: “Leí todo cuanto caía en mis manos –recuerda- y a medida que iba leyendo iba desechando lo que leía”.

Siendo un muchacho enfermizo que no encontraba hueco en los juegos de equipo de sus compañeros, LaVey posee un magnetismo especial que logra atraer a los demás chicos. Es así como comienza a asumir el liderato de una pequeña pandilla, en la que él establece una serie de normas y contraseñas de juego parodiando a las sociedades secretas de los Templarios.

 

TOTEM Y TABÚ

 

Influido quizá por algunos de sus predecesores, como Aleister Crowley, cautivado por el sendero de lo prohibido, la atracción por el sexo y el ocultismo han estado íntimamente ligadas a las inquietudes de LaVey desde su más tierna infancia. La imagen arquetípica de la mujer, que desde los primeros capítulos del culebrón bíblico se convierte en musa de la insurrección frente al orden beatífico del Paraíso celestial, ejercerá una especial fascinación en la estética del Satanismo.

No es de extrañar que en los ceremoniales del culto satánico, LaVey sustituyese cirios y velones por hermosas mujeres desnudas que, convertidas en el mejor anzuelo para atraer clientela entre el gremio masculino, posibilitarían una fuente de ingresos nada despreciable vendiendo sus fotografías entre revistas “para hombres” en los años setenta. Aún hoy se comercializan algunas de estas imágenes en el mercado satánico.

Como toda neurosis obsesiva, la fascinación de LaVey por los encantos femeninos encuentra su origen en el jardín de la infancia: “Es muy interesante –escribe Freud en

sus Ensayos sobre teoría sexual – comprobar que bajo la influencia de la seducción puede el niño hacerse perverso; es decir, ser inducido a toda clase de exceso sexual.”

En el diván, LaVey rescata su primer devaneo con el sexo femenino. A la tierna edad de cinco años recuerda haber sido engatusado, con el señuelo de su ropa interior, por una niña de su misma edad hasta el interior de su alcoba. Antes de que el pequeño Tony tuviese oportunidad de renunciar a su inocencia infantil, la madre entró en el dormitorio y reprendió a su hija por tan precoces conductas de insinuación. Desde aquel día, LaVey reconoce su inclinación sexual fetichista.

Freud continúa argumentando que bajo la influencia de la seducción, y “tras la represión de estas tendencias, el niño conserva la curiosidad (perversa) de ver los genitales de otras personas como una compulsión que, más adelante, desencadenará su neurosis”.

Apenas cumplidos los once, LaVey acabará rememorando una segunda experiencia traumática.

Mientras recogía las botellas de leche vacías en la entrada de un edificio adyacente a un pabellón de baile cubierto (su padre trabajaba como repartidor de licores), descubre un pequeño boquete que alguien había perforado de forma tan precisa como para permitir atisbar el interior de los vestuarios femeninos. Al otro lado del tabique, una mujer que LaVey definiría como “interesante”, podía permitirse el lujo de contonear sus sinuosas curvas deleitando, sin saberlo, la indiscreción malsana del fisgón en turno. Y parece que aquella ocasión consiguió lago más: quebrantar la inocencia de aquel proyecto de hombre, sustituyéndola quizá por el temido complejo de castración.

Los primero años del la juventud del futuro Papa Negro no fueron fáciles. Marginado durante la pubertad, incapaz de encontrar compañeras con las que satisfacer sus concupiscencia adolescente, el joven LaVey recoge una copiosa cosecha de desengaños amorosos que acabarán arrastrándole hasta un amargo y dolorosa aislamiento.

 

El señor de las Bestias.

 

Conversando con un forastero que había llegado a la ciudad junto con la compañía circense en la que trabajaba, LaVey se siente cautivado por el estilo de vida bohemio que rodea a la trashumancia del mundo del espectáculo. En la primavera de 1947, Tony abandona su hogar e inicia un periplo de aventuras a bordo de una de las carretas del circo Clyde Beatty.

El joven LaVey comenzaría asumiendo su primera faena como cuidador de animales con los que, casi de inmediato, parece “sintonizar” de una manera especial. Afirma sentirse más reconfortado compartiendo su espacio vital con estos “gatos”, como él los llamaba, que con cualquier de sus congéneres, hasta el punto de que come y duerme con ellos compartiendo el estrecho recinto de sus jaulas. “Cuando estas tendido en el suelo junto a los leones –reflexiona LaVey-, notas su respiración en tu rostro, y no puedes dejar de olvidar que tu piel es tierna y que el instinto natural de la bestia es hincar sus dientes para desgarrarte la carne”.

De su experiencia conviviendo con las bestias del circo, LaVey acabaría adoptando a Tagore, un cachorro de león que se convertiría con el tiempo en un inseparable amigo.

Durante su etapa como domador de leones en el Clyde Beatty, LaVey tiene la oportunidad de conocer a Robert B. Johnson, redactor de la revista Weird Tales, con la que colaboraría asiduamente escribiendo relatos de terror.

Su travesía en la caravana circense apenas duraría medio año; lo suficiente como para que aquellos meses le reportara una dilatada experiencia en los ambientes marginales californianos de la época. En octubre de  1947, LaVey decide continuar sus andanzas

por los circuitos marginales, uniéndose a una barraca de feriantes instalados en Long Beach (California).

 

La contracultura Freak

 

Allí conocería a gente distinta que, excluida del resto de la colectividad social por sus “rarezas”, no habían tenido más remedio que ganarse la vida sacándole partido a sus defectos físicos, convirtiéndose en comediantes de su propia realidad. Los personajes más granados de la contracultura freak se daban cita en aquellas casetas de feria: el hombre con cabeza de alfiler, la mujer con cara de mula…

Contrariamente el resto de la sociedad, en la que una serie de cánones les excluye del sistema, el mundo feriante brinda una oportunidad a aquel colectivo de “gente rara”, donde son aceptados como parte de una “elite” que no necesita realizar el esfuerzo de desarrollar ningún tipo de habilidad artística para ganarse la vida. Su imagen les basta.

Quizá ese mundo feriante contribuyera alentando ese espíritu de insolencia y rebeldía frente al sistema establecido que profeso LaVey a través de su heterodoxia satánica. La inversión de la simbología y liturgia cristiana, que de desempeño un papel protagonista en las ceremonias de su Iglesia durante su primera época, pudo haber sido tan solo un pretexto para “provocar” a la masa social. En el prologo de la Biblia Satánica, Burton Wolfe reconoce una anécdota que invita especialmente a la reflexión y que resume una gran parte de los pilares básico de su filosofía: “Los sábados por la noche –recuerda La Vey de su pasado como organista – podías ver a cantidad de hombres contemplando con lujuria a aquellas muchachas semi desnudas que bailaban en la feria. Cuando al día siguiente, por la mañana, tocaba el órgano en el servicio dominical de los Evangelistas, volvía a ver a esos mismos hombres, ahora convertidos en padres de familia, acompañados junto con sus esposas e hijos. Descubrí entonces que la Iglesia cristiana se asienta en la hipocresía”.

El talento musical de LaVey gana popularidad entre propietarios de bares y clubes de alterne, lo que le permite pagarse sus estudios en la Universidad. En otoño de 1949, inicia la carrera de Criminología en el City College de San Francisco, colaborando como fotógrafo con el Departamento de Policía de la ciudad. Mujeres maltratadas, jóvenes muertos en accidentes de carretera, niños brutalmente asesinados… sitúan el nuevo contexto para sus reflexiones:

“Dios no existe –piensa LaVey tras contemplar el lado más oscuro de la naturaleza humana-. En el cielo no hay nadie que se preocupe por cuidar de las vidas de los seres humanos. El hombre es su único dios, y debería aprender a responder de sus acciones”. Quizá esta etapa como fotógrafo de homicidios surja en la mente de LaVey el tercero de sus cinco puntos doctrinales, según el cual debería volver a instaurarse la vieja Ley del Talión, en la que el criminal debe pagar por sus actos sin conciderar ningún tipo de indulgencia.

A mediados de la década de los cincuenta, LaVey entra en contacto con Madam Pleasant, dueña de conocida casa de citas californiana. Adquiere el local para convertirlo en la “Casa Negra” (Black House), el primer templo consagrado a Belcebú. Poco a poco, los conocimientos de Magia y Ocultismo de LaVey alcanzan cierta notoriedad entre las altas esferas del la burguesía norteamericana y la “Casa Negra” se convierte en un centro de reunión para excéntricos iconoclastas, en quienes el afán trasgresor y la rebeldía satánica se mezclaban a partes iguales.

Es así como en torno a la figura de LaVey comienza a gestarse una pequeña sociedad secreta, que centra su interés en el estudio del esoterismo y que sería conocida como el  “Circulo Mágico”. Más tarde, este grupo de intelectuales, en el que se daban cita

escritores, médicos y abogados, abraza la herética de LaVey integrando una nueva Iglesia.

 

Comienza el espectáculo…

 

Coincidiendo con la festividad de Walpurgis, la noche del 30 de abril al 1 de mayo de 1966, se inaugura la primera sede de la Iglesia de Satán, la Casa Negra de San Francisco. Engalanado para la ocasión, LaVey aparece con el cráneo afeitado y arropado por una voluminosa túnica que, junto a su siniestra mirada, contribuían a insuflar su histriónica habilidad para convertirse en embajador del infierno.

“Hemos levantado la primera Iglesia de Satán –declararía a la prensa de la época-, algo que va a romper el clásico concepto de lo que se ha entendido hasta ahora como una iglesia. La Casa Negra aspira a convertirse en un templo para la indulgencia, algo totalmente distinto a las iglesias que se han construido hasta ahora y que se han levantado con el propósito de convertirlo en templos para la abstinencia”.

Su singularidad acapararía la curiosidad de los medios de comunicación de todo el mundo. LaVey no los defraudo: el 1 de febrero de 1967 varios canales de televisión trasmitirían las primeras imágenes de una boda oficiada en la Casa Negra. El periodista John Raymond y su esposa Judith Case, pertenecientes a una familia de la alta burguesía norteamericana, fueron la primera pareja del mundo en contraer públicamente satánico matrimonio tras recibir la “bendición” del primer vicario de Satán.

En un principio, cuando comenzaron a aflorar los primeros análisis sobre este grupo, la liturgia ceremonial de la Iglesia de Satán fue concebida como una parodia blasfema de los ritos de la Iglesia Católica, proyectando un satanismo cuya razón de ser principal sería su rechazo visceral al “mensaje para débiles” que se recoge en los Evangelios. “¡Malditos sean los virtuosamente débiles – exclama LaVey en su particular interpretación de las ‘Bienaventuranzas’- pues ellos serán aplastados bajo las pezuñas del Diablo!”.

De este modo, y caricaturizando a la religión oficial, la parafernalia del satanismo se convierte en una parodia escénica que invierte el significado de los sacramentos que se ofician en la liturgia cristiana.

“En el bautismo satánico –explica LaVey-, en lugar de limpiar al niño del pecado original, nosotros preferimos ensalzar sus instintos naturales, glorificando su futura inclinación hacia la lujuria”.

A finales de ese mismo año, se celebraría el primer funeral satánico de la historia. La viuda de Edward Olse, un militar de la Marina norteamericana muerto en un accidente de tráfico, acudió a LaVey para que oficiase un funeral en memoria de su esposo. Nada pudo evitar la ceremonia; ni siquiera una carta enviada por el arzobispo de la capital al mismísimo presidente Nixon. Y es que la escena debió de ser bien curiosa, digna de formar parte del guión de uno de los largometrajes en los que se mezcla la comedia con el genero de terror. Mientras los oficiales de la Marina extendían la bandera estadounidense sobre el ataúd, el Papa Negro pronunciaba una parrafada elogiando al finado militar por haber escogido el “sendero del Diablo”. El sepelio finalizó con la habitual salva castrense de fusiles y al singular grito de ¡Hail Satán!

Sin embargo, en los siguientes años de la década de los setenta, la Iglesia de Satán se hace más selectiva a la hora de abrir sus puertas a los medios de comunicación y conceder entrevistas. LaVey reduce sus apariciones públicas hasta tal punto que circula el rumor de que ha muerto.

Iniciando una segunda etapa. El satanismo no se limitaría tan sólo a recrearse parodiando la liturgia cristiana: “Ya no había necesidad de hacer espectáculos ultrajando los símbolos de la religión católica –argumenta LaVey-. El cristianismo se debitaba día a día, era como un caballo muerto batiendo sus alas”. El satanismo de LaVey evoluciona nutriéndose de nuevos elementos, cuyo ceremoniales configurarían un psicodrama catártico. El altar del macho cabrío se convertiría en bandeja para anhelos y plegarias de los acólitos al “gran cabrón” que encontraran en el satanismo una válvula de escape para sus frustraciones.

A finales de los ochenta, LaVey cose algunos remiendos y sorprende a sus seguidores acotando la parcela del libre albedrío que predicaba su filosofía en sus inicios. Como cualquier otro sistema religioso, el paraíso satánico también tiene su fruto prohibido aunque en este caso, y a diferencia del cristianismo en el que se condenan inclinaciones humanas que son inevitables, la noción del “pecado” en el satanismo adopta un significado distinto. Se consideran “viciosas” actitudes como dejarse arrastrar por la estupidez cultivada por los medios publicitarios, la falta de perspectivas o de estética.

 

Un rebaño sin cabrón

 

Debido a una enfermedad que contrajo durante uno de sus viajes a Europa, LaVey sufre un paro cardíaco y fallece la mañana del 29 de octubre de 1997, sin que los médicos pudieran hacer nada por salvar su vida. “Sólo lamento las veces que he sido demasiado amable” fueron sus últimas palabras, inmortalizadas sobre la lápida de su sepultura.

 

 

 

 

 

                                                                        LAS NUEVE DECLARACIONES SATÁNICAS
 
  1. ¡Satán representa complacencia, en lugar de abstinencia!
  2. ¡Satán representa la existencia vital, en lugar de sueños espirituales!
  3. ¡Satán representa la sabiduría perfecta, en lugar de auto engaño hipócrita!
  4. ¡Satán representa amabilidad hacia quienes la merecen, en lugar de amor malgastado en ingratos!
  5. ¡Satán representa la venganza, en lugar de ofrecer la otra mejilla!
  6. ¡Satán representa responsabilidad para el responsable, en lugar de preocuparse por vampiros psíquicos!
  7. ¡Satán representa al hombre como otro animal, algunas veces mejor, la moyoría de las veces peor que aquellos que caminan en cuatro patas, el cual, por causas de su “divino desarrollo intelectual” se ha combertido en el animal más vicioso de todos!
  8. ¡Satán representa todos los llamados “pecados”, mientras lleven a la gratificación física, mental o emocional!
  9. ¡Satán ha sido el mejor amigo que la Iglesia siempre ha tenido, ya que la ha mantenido en el negocio todos estos años! 
 
 

NEZAHUALCOYOTL – BIOGRAFIA

NEZAHUALCÓYOTL.

(TEXCOCO, MEXICO, 1402 – 1472)

 

 

Estoy triste, me aflijo,

Yo, el señor Nezahualcóyotl.

Con flores y con cantos

Recuerdas a los príncipes,

A los que se fueron,

A Tezozomoctzin, a Quaquauhtzin.

 

 

Nació y murió en Texcoco (1402 – 1472). Fue hijo de Extlilxóchitl “Flor de pita”, sexto señor de los chichimecas, señor de la ciudad de Texcoco, y la princesa Matlalcihuatzin, hija del rey azteca Huizilíhuitl, segundo señor de Tenochtitlán.

Al nacer, le fue impuesto el nombre de Acolmiztli o “Puma fuerte”, pero las tristes circunstancias que rodearon su adolescencia hicieron que se cambiara el nombre por el  Nezahualcóyotl que significa “Coyote hambriento”.

 

En el siglo XV, la ribera del lago de Texcoco se hallaba densamente poblada, a causa de la facilidad de comunicaciones que permitía este lago. Por el contrario, tan alta densidad poblacional comportaba la escasez y el agotamiento de las tierras aptas para el cultivo, por lo cual algunas tribus iniciaron una política de expansión territorial hacia zonas con mayor rentabilidad agrícola. Dicha política desató un sinfín de guerras y hostilidades entre las tribus del lago, destacando la llevada a cabo contra la ciudad tepaneca de Azcapotzalco. Esta ciudad, situada en la ribera noroccidental del lago de Texcoco, había agotado sus tierras comunales y, ante la imposibilidad de alimentar a sus gentes, ocupó el territorio perteneciente a la vecina Texcoco.

En 1418, con dieciséis años de edad, el príncipe texcocano Nezahualcoyótl tuvo que hacer frente a la invasión tepaneca, encabezada por Tezozómoc, señor de Azcapotzalco, cuya intención era asesinar al padre, el rey Ixtlilxóchitl y a toda la familia para apoderarse del trono. El heredero al trono quiso luchar y repeler el ataque, pero su padre, que conocía la superioridad de los atacantes, prefirió huir y mantenerse oculto hasta conseguir la ayuda de otros pueblos. Así tras un sitio de 30 días en la fortaleza de Tzinacanoztoc, se retiró a Tapanahuayuan, llevando consigo a Nezahualcóyotl y a varios jefes que permanecieron fieles; pero ahí perdio la vida en combate con sus con sus perseguidores, mientras el joven príncipe observaba la escena oculto en un árbol. Por la noche Nezahualcóyotl se encamino a Tlaxcala por senderos extraviados.

En el camino encontró a varios de los suyos y les recomendó que volvieran a sus casas y obedecieran a Tezozómoc, mientras el encontraba la manera de liberarlos de la tiranía. El usurpador ofreció recompensas a quien entregara al príncipe, vivo o muerto. Este recorría, disfrazado algunos poblados de su dominio y penetraba a otros para mantenerse informado de los planes del enemigo.

En 1420 sus tías, las esposas de los señores de México y Tlatelolco, solicitaron al señor tecpaneca el perdón del príncipe, aduciendo su inocencia, y éste le permitió que viviera en Tenochtitlan. Dos años después se le asigno un palacio en Texcoco y se le autorizó a viajar entre las dos ciudades.   

El 2 de febrero de 1427 murió Tezozómoc y lo sucedió su hijo Maxtla. Nezahualcóyotl, aun sabiendo que había el propósito de asesinarlo, concurrió a los funerales en Azcapotzalco. Meses más tarde volvió a la metrópoli tecpaneca a interceder por la libertad de Chimalpopoca, su tío y señor de México, enjaulado por orden del nuevo tirano. Con permiso de este, pasó a Tenochtitlan y vio morir al monarca.

De regreso a Azcapotzalco, Maxtla le tendió una celada, pero consiguió escapar a Texcoco.

Con gran habilidad diplomática, se consiguió atraerse los favores de otras ciudades descontentas con la tiranía tepaneca y organizó un frente común, cuyo peso principal recayó en los tlaxcaltecas y los huejotzincas.

El ejército aliado de más de cien mil hombres logró la conquista de Otumba; mandó que los tlaxcaltecas y huejotzincas avanzaran contra Acolman; él se dirigió con el resto de las tropas hacia Texcoco, y pidió a los chalcas, que avanzaran desde el sur, que tomaran Coatlinchan y se aproximaran a Huexotla.

Nezahualcóyotl llegó a esta población, que le era por los tecpanecas. Itzcóatl y Cuauhtlalohuatzin enviaron como emisario ante Nezahualcóyotl al príncipe Ilhuicamina. El señor de Texcoco viajo en secreto a Tenochtitlan y concertó con ellos la contraofensiva.  Ya que los tepanecas mantenía sitiada junto con Tlatelolco.

El 14 de febrero de 1428 movilizó 250 mil hombres a Tlatelolco a través de la laguna; el 15 él mismo, al mando de 50 mil hombres, desembarcó en Tepeyac; y llegaron hasta las costas y linderos de Azcapotzalco: Itzcóztl por agua, Moctezuma por Tacuba y Tlacaéleltzin por Tlalnepantla. Mazatl, el general de los tecpanecas, resolvió encerrarse con sus 300 mil guerreros en la fortaleza de Mazatzintamalco. Ahí lo sitiaron durante 114 días. Los aliados de Maxtla (Coyohuacan, Xochimilco, Cuauhtitlán y Tepotzotlán). No pudieron salvarlo de la derrota. El ejército tecpaneca fue desbaratado cuando intentó romper el cerco.

Azcapotzalco fue entregado al saqueo de los vencedores, Maxtla murió a manos de Nezahualcóyotl (6 de junio) y la ciudad convertida en mercado de esclavos, para infamarla.

Mientras era destruido el imperio de Azcapotzalco, Iztlacautzin sublevó Huexotla y se apodero de Texcoco y otras localidades acolhuas. Nezahualcóyotl se quedo a vivir en el bosque de Chapultepec, lo pobló de animales de caza, instalo albercas y construyó el acueducto que llevó el agua potable a México; pero en la primavera de 1429 atravesó de noche el lago con un ejercito y  recupero su capital tras siete días de combate, extendió y consolidó la reconquista y volvió a Tenochtitlan.

Propuso luego la paz a Tecopaintzin, señor de Xochimilco, pero fue rechazado de suerte que a fines de ese año tomo la plaza, luego de llenar con haces de yerbas el canal que le impedía el paso. En 1430 hizo una tercera campaña para dominar a los sobrevivientes de la matanza de Azcapotzalco y a varios grupos acolhuas sublevados, Zempoala, Tepepulco y Apan fueron sometidos.

Consumada la dominación del valle de México, Nezahualcóyotl, quien, dispuesto a inaugurar una época de esplendor en el valle de México, sello un pacto confederal, la Triple Alianza, con Itzcóatl, de Tenochtitlán, y Totoquiyauhtzin, señor de Tacuba, quien a pesar de ser tecpaneca había facilitado el paso por su territorio al ejercito de Moctezuma, en la pasada guerra contra Maxtla. La Triple Alianza se solemnizo a mediados de 1431.

En seguida los tres señores procedieron al reparto de las tierras conquistadas: marcaron una línea de sur a norte desde el centro de Cuexcomatl hasta Tototepec; asignaron la parte del este a Texcoco, la del oeste a México-Tenochtiltlan y le agregaron a Tacuba la provincia de Mazahuacan y otros pueblos.

Nezahualcóyotl restituyó el poder local a los señores de Tepetalaoztoc, Acolman, Tepecpan, Chiuhnautlan, Tolantzinco, Cuauhchinanco, Xicotepec, y Teotihuacan, aun que sujetos a obediencia y a pagar tributo. Otumba, Chiautla y Cohuatepec las dio a sus hijos o íntimos; reservó para sí la capital y unas zonas aledañas, y nombró ocho recaudadores encargados de recoger, en el resto de sus dominios los comestibles con que debían contribuir otros tantos grupos de pueblos a los consumos de la casa real. En todos los terrenos comunales había dos parcelas cuyos productos se destinaban al rey, una y otra a la corte.

En Teotihuacan estableció el tribunal que juzgaba a los nobles, en Otumba el de los plebeyos en Texcoco el que conocía de las apelaciones. Instituyó sendos consejos de instrucción pública, de guerra y de hacienda y uno supremo formado por 14 señores. Nombró para presidir estos organismos a cuatro de sus hijos. Expidió, además, 80 leyes, para garantizar la lealtad al Estado y las buenas costumbres; la pena por la infracción a estas disposiciones era, en la mayoría de los casos, la muerte. En el bosque de Tezcutzinco protegió los árboles, captó los manantiales, condujo el agua por los montes, introdujo el riego, labró albercas en las rocas, plantó flores, propagó especies animales y escribió poemas.

Fernando de Alva Ixtlixóchitl, su nieto, dice en su Historiaría chichimeca que Nezahualcóyotl, a lo largo de su vida, mató por su mano a 12 reyes, incluyendo a Maxtla, participó en 30 batallas y nunca fue vencido ni herido; sujetó 44 reinos; nombró generales a 43 de sus hijos y al cuadragésimo cuarto lo mandó matar por soberbio y belicoso.

Reunió a todos los sabios y filósofos de su tiempo y alcanzó a saber que había un solo Dios verdadero, al que llamó Tloque Nahuaque; castigó los delitos con rigor, “especialmente a las personas de calidad y que habían de dar ejemplo a las demás”; y fue misericordioso y agradecido.

Murió a los 70 años de edad y a los 43 de su reinado. Se conservan unas 30 composiciones poéticas suyas en las colecciones de manuscritos de cantares prehispánicos.

Según lo ha advertido Miguel León-Portilla (Nezahualcóyotl, poesía y pensamiento, 1972), los temas que desarrolla en ellos son ” la fugacidad de cuanto existe, la muerte inevitable, la posibilidad de decir palabras verdaderas, el más allá y la región de los descarnados, el sentido de flor y canto, el enigma del hombre frente al dador de la vida y la posibilidad de vislumbrar algo acerca del inventor de sí mismo”. Su poesía no sólo aprovecha la belleza de la lengua náhuatl, sino que posee una profundidad filosófica que ya en su tiempo le valió el epíteto de “sabio”. Las poesías de Nezahualcóyotl tocan temas esenciales para la lírica de todos los tiempos; no están exenta de referencias históricas y elementos autobiográficos que hablan de su trayectoria como guerrero, consciente de su desamparo en un mundo cuya comprensión lo supera. Canta a la primavera, celebra el nacimiento de las flores y la llegada de la temporada de lluvias, pero al mismo tiempo se aflige por el carácter transitorio de lo mundano. Anhela la persistencia más allá de la muerte, y ruega porque las criaturas vivas no se marchiten. Por momentos parece dirigirse al dios de una religión monoteísta. En 1972, quinto centenario de la muerte del señor de Texcoco, el gobierno del estado de México publicó ocho libros conmemorativos -unos reimpresos, otros originales – , obra de José María Vigil, Miguel León Portilla, Fernando de Alva Ixtlilxóchitl, José Luis Martínez, Salomón de la Selva, Víctor M. Castillo F., Pedro Mascaró y Sosa y Carlos Pellicer. En Chapultepec hay una fuente monumental en su memoria, proyectada por el escultor

Luis Ortiz Monasterio. El obispo José Joaquín Granados y Galvez (1743-1794) publicó en Tardes americanas (1778) un poema atribuido a Nezahualcóyotl que contiene expresiones del todo extrañas al pensamiento prehispánico. Un municipio y una ciudad del estado de México llevan su nombre.

 

 


ALBERTO CAEIRO – (FERNANDO PESSOA)

La poesía de Alberto Caeiro es una protesta contra los devenires del intelecto. Lo único que tiene existencia real y es pausible de ser nombrado y enaltecido es la Naturaleza. Para esta voz, cualquier teoria social, moral o estetica es pretenciosa y ficticia. Mejor es andar descalzo de elucubraciones para poder pisar con pies húmedos la prédica del río, el motín de la montaña, el nectar del cielo.
 
 LA ESPANTOSA REALIDAD.
 
La espantosa realidad de las cosas
es mi descubrimiento de todos los dias,
cada cosa es lo que es,
y es difícil explicar a alguien cuánto me alegra eso,
y cuanto me basta eso.
 
Basta existir para ser completo.
 
He escrito bastantes poemas.
He de escribir muchis más, naturalmente.
Cada poema mío dice esto,
y todos mis poemas son diferentes,
porque cada cosa que hay es una manera de decir esto.
 
A veces me pongo a mirar una piedra.
No me pongo a pensar si ella siente.
No me pierdo llamándola mi hermana.
Pero me gusta ella por ser una piedra,
me gusta ella porque ella no siente nada,
me gusta ella porque ella no tiene ningún parentesco conmigo.
 
Otras veces oigo pasar el viento,
y pienso que sólo para oír pasar el viento vale la pena haber nacido.
 
Yo no se lo que los otros pensaran leyendo esto;
pero creo que esto debe estar bien porque lo pienso sin estorbo,
ni idea de otra personas para oirme pensar;
porque lo pienso sin pensamientos,
porque lo digo como mis palabras lo dicen.
 
Una vez me llamaron poeta materialista,
y yo me admiré, porque no juzgaba
que se me pudiese llamar cualquier cosa.
Yo ni siquiera soy poeta: veo.
Si lo que escribo tiene valor, no soy yo el que lo tengo:
el valor esta ahi, en mis versos.
Todo es absolutamente independiente de mi voluntad.
 
Alberto Caeiro.  (Fernando Pessoa)

FERNANDO PESSOA Y SU HETERONIMIA

Si bien Pessoa comenzó a escribir con su nombre a finales de 1908, es en 1914 cuando surge de forma definitiva ese fenómeno que entretiene a la crítica literaria y que se denomina “heteronimia”. Aun que algunos de sus poemas en inglés tambien llevaron otra autoría (Documents of mental decadence, de Alexander Search) ese gesto no tiene la relevancia posterior ni la voluntad de ruptura de sus tres heterónimos célebres.
La heteronimia luego de su fractura con el movimiento llamado saudosismo, en cuya vinculacion había colaborado hacia 1912 con la revista literaria A Águia. El saudosismo – cuya nomenclatura se origina del vocablo saudades – era una filosofía poética que ponía en relieve la nostalgia del pasado en clave nacional. Sin embargo, la impronta de esta escuela notoria en varios poemas de Fernando Pessoa (ortonimo); especialmente puede percibirse en “Hora absurda” y “Chuva oblíqua”.
La heterinimia llegaría entonces hacia 1914 con la creación de una voz escéptica y panteísta a la que bautizará con el nombre de Alberto Caeiro. Este poeta tendrá dos dcipulos, Ricardo Reis y Alvaro de Campos, y obviamente, un tercero que será el propio Fernando Pessoa.
Si bien es cierto que existen otros heterónimos menores  -tales como el mencionado Alexander Search- que Pessoa creo antes y después, sólo estos tres tienen una importancia cabal, ya que alcanzaron corporeidad y trascendencia poética, ademas de conformar junto con el Pessoa ortonimo las cuatro caras del cuadrilatero abstracto que fue la psiquis y el arte del poeta portugués.
 
Los poemas que pertenecen a Pessoa ortónimo poseen un tinte de eclecticismo, especialmente si tenemos en cuenta su produccion en inglés. Los poemas ingleses lo muestran más cerca de los cánones clásicos -rimas, reelaboración de formas tradicionales- pero no puede ocultar las imágenes pessoanas por excelencia que, son las un lánguido desasosiefo.
 
ESTO
 
Dicen que finjo o miento
Todo lo que escribo. NO.
Yo simplemente siento
Con la imaginación.
No uso el corazón.
 
Todo lo que Sueño o paso,
lo que me falla o acaba,
es como una terraza
sobre otra cosa todavía.
Esa cosa es la que es linda.
 
Por eso escribo en medio
de lo que no está al pie,
libre de mi enredo,
serio de lo que no es.
¿Sentir? ¡Sienta quién lee!
 
Fernando Pessoa  – ortónimo –

FERNANDO PESSOA – BIOGRAFIA

FERNANDO PESSOA

 

Fecha y lugar de nacimiento:

Nació el 13 de junio de 1888 en Lisboa, Portugal

Falleció el 30 de noviembre de 1935 en Lisboa, Portugal

 

 

 Vida y obras de Fernando Pessoa:

 

Poeta y ensayista portugués que se ha convertido, con una obra tan heterodoxa como extensa, en una de las cimas literarias de todos los tiempos. Introdujo en la literatura europea el modernismo portugués y publicó en vida poemas y ensayos literarios en diferentes revistas de vanguardias, pero sólo alcanzó reconocimiento tras su muerte en Lisboa, en 1935.

 

Nació el 13 de junio de 1888 en Lisboa (Portugal). Cinco años más tarde murió su padre, de tuberculosis, y poco después su madre contrajo matrimonio con el comandante Joao Miguel Rosa.

 

Nació en Lisboa, pero durante su infancia viajó a Durban, en Suráfrica, donde su padrastro era cónsul. Su primer poema, titulado “À miña Querida Mamã”, data de 1895. Estudió en la Universidad de Capetow (Africa del Sur) y en la de Lisboa. Creó una imprenta, entre otros negocios, todos fracasados e intentó comenzar una carrera como bibliotecario, pero no fue admitido.

 

El inglés se convirtió en su segunda lengua: fue bilingüe y trabajó como traductor técnico; publicó sus primeros poemas en inglés. Al tiempo que trabajó como traductor se convirtió en el principal foco estético de la vanguardia portuguesa y fue uno de los creadores del movimiento literario Orfeu, introductor del Futurismo en Portugal.

 

Influido por la filosofía de Schopenhauer y de Nietzsche, y por el simbolismo francés, introdujo en su país las corrientes literarias en boga de la época; desde el modernismo al futurismo.

 

Su obra es una de las más originales de la literatura portuguesa y fue, junto con Sá Carneiro, uno de los introductores en su país de los movimientos de vanguardia. A partir de 1914 proyectó su obra sobre tres heterónimos: Ricardo Reis, Álvaro de Campos y Alberto Caeiro, para quienes inventó personalidades divergentes y estilos literarios distintos.

 

Frente a la espontaneidad expresiva y sensual de Caeiro, Ricardo Reis trabaja minuciosamente la sintaxis y el léxico, inspirándose en los arcadistas del siglo XVIII. Álvaro de Campos evoluciona desde una estética próxima a la de Whitman hasta unas preocupaciones metafísicas en la tarea de explicar la vida desde una perspectiva racional.

 

Sobre estos desdoblamientos del poeta en varias personalidades, se reflejan sus distintos yos conflictivos, y elabora su propia obra poética, a veces experimental, una de las más importantes del siglo XX y que en su mayor parte permaneció inédita hasta su muerte.

 

Entre las teorías estéticas de Pessoa hay que destacar: «sensacionalismo», «paulismo», «interseccionismo». Colaboró y fue miembro fundador de las revistas: Cenautorbusro, Portugal Futurista, Contemporânea, Presença, Descobrimento.

 

No publicó poesía en portugués hasta un año antes de su muerte, cuando apareció una colección de poemas firmados con diferentes nombres, como si fueran distintos alter egos.

 

Es la suya una obra que verdaderamente puede decirse que representa todos los aspectos diferentes de la personalidad del poeta con su completa variedad de voces y diferentes estilos individuales.

 

Su poesía, que supone un intento por superar la dualidad entre razón y vida, fue recogida en los volúmenes Obras completas: I. Poesías, 1942, de Fernando Pessoa; II. Poesías, 1944, de Álvaro de Campos; III. Poemas, 1946, de Alberto Caeiro; IV. Odas, 1946, de Ricardo Reis; V. Mensagem, 1945; VI. Poemas dramáticos; VII. y VIII. Poesías inéditas, 1955-1956.

 

Destaca también El libro del desasosiego (aparecido en 1982), que inició el poeta en 1912 y que se compone de aforismos, divagaciones y fragmentos de su diario.

 

Otros libros del autor son La hora del diablo y Crítica: ensayos, artículos y entrevistas. Su obra ensayística ha sido recogida en Páginas íntimas de autointerpretación (1966), Páginas de estética y de teoría y crítica literarias (1967) y Textos filosóficos (1968). Escribió asimismo una guía turística de Lisboa: Lisboa: lo que el turista debe ver (1925).

 

Su última frase la escribió en inglés: “I know not what tomorrow will bring”. Falleció el día 30 de noviembre de 1935.


HERMES

HERMES, EL MENSAJERO DE LOS DIOSES.

clip_image001

HERMES~1 Hermes evoca la mitología, pero también la filosofía, la religión, el esoterismo, la literatura y el arte. Su imagen no es sólo la del mensajero alado de los dioses del Olimpo homérico, sino también la de la deidad de la Sabiduría, que ejerce como mediador entre los hombres y las esfera sobrenatural, asumiendo distintas funciones: padre de la alquimia y patrón de los interpretes de los textos sagrados, pero también de los ladrones, los tramposos y los comerciantes. Por otro lado aparece como poseedor de una ciencia secreta y <<psicopompo>> que guía las almas de los difuntos. Por lo tanto es un personaje complejo y ambiguo: una figura mítica y extraordinaria, a la que se le atribuye la autoría de obras literarias y filosóficas.

La evolución de la figura de Hermes-Mercurio responde al pensamiento filosófico antiguo, siempre atento a las correspondencias entre los distintos planos o niveles de realidad. Por ejemplo, no es casual que lo veamos como el protector de los viajeros, ya que el mismo es <<el eterno vagabundo>>, como lo define el estudioso Karol Kenényi. Esta versatilidad y movilidad están relacionadas con la fugacidad de su correspondencia astral. Como cuerpo celeste, Mercurio es uno de los planetas mas difícilmente observables. Al permanecer constantemente en las proximidades del sol, sólo se le ´puede ver en el crepúsculo o con el cielo ligeramente nublado. Su naturaleza mutable se halla en la base de las características simbólicas del propio dios: ambigüedad, volubilidad, elocuencia, destreza e inestabilidad.

Desde Virgilio a Bocaccio, lo vemos como el <<Señor de los vientos>>. Botticelli lo representó dirigiendo a las nubes en su obra “La primavera”, pero también como el guía de las Gracias, evocando un complejo conjunto de significados herméticos.

Los múltiples y cambiantes aspectos de Hermes encuentran un denominador común en dos características fundamentales: la primera es su función de guía y la segunda se refiere al dominio del lenguaje y de la interpretación, relacionada no sólo con la hermenéutica (el arte de descifrar textos), sino también con la habilidad para el engaño. Por eso, Platón afirma en Cratilo: <<El nombre de Hermes se asocia con la palabra, con el discurso; él es interprete y mensajero, aquel que roba con destreza, que engaña con discursos, que negocia en los mercados; en resumen, el maestro de todas las actividades basadas en la palabra>>.

DE LA LEYENDA A LA HISTORIA

El mito a destacado el rostro lunar de Hermes, conectado con el lado crepuscular del planeta Mercurio. Bajo este aspecto es <<Hijo de la oscuridad>>, que se opone al Prometeo solar. Si Hermes representa a la Sofía gnóstica (sabiduría), Prometeo simboliza la tecne (técnica). Pero estos opuestos se complementan. Prometeo enseña al hombre el uso del fuego, o la capacidad metalúrgica de modificar la materia (el lado práctico de la alquimia y la función del hombre como Homo faber), mientras que Hermes le desvela el mundo oculto y espiritual que trasciende al material, a través de la dimensión mística de la misma alquimia.

En la mitología griega, aparece como hijo de Zeus y Maya, la más joven de las Pléyades. Los relatos sobre su infancia describen cómo logró engañar y robar una manada de bueyes a Apolo, cómo invento la lira valiéndose de un caparazón de tortuga y también, obteniendo el perdón de Apolo a cambio de dicho instrumento musical, aprendió de éste el arte de la adivinación, convirtiéndose así en mensajero de Zeus. En el resto de las leyendas aparece como heraldo de los dioses, ejecutor de la voluntad divina o protector de los héroes.

El nombre de Hermes fue asignado por los griegos al egipcio Thot, el divino escriba de los dioses, mago y depositario de la sabiduría arcana, que ayudo a Isis a resucitar a Osiris. Y la fusión de Hermes con Thot dio a luz la figura de Hermes Trimegisto, el <<Tres veces grande>> de los latinos, que lo asimilaron también como al Mercurio romano.thot1

En su De natura deorum (Sobre la naturaleza de los dioses), Cicerón sostiene que existieron cinco Mercurios y que el último de ellos, desterrado del país del Nilo  después de haber matado a Argos, <<dio a los egipcios leyes y letras>> y tomó el nombre de Thot. La asimilación de éste con Hermes se hace oficial en el siglo III a. C. y es confirmada por un decreto de los sacerdotes en el año 196 a. C. Después de este decreto, los autores judíos identificaron a Thot-Hermes con Moisés, dando lugar a una tradición que se mantendría viva en Europa hasta el Renacimiento.

Thot-Hermes habría enseñado a los egipcios <<a navegar, a levantar piedras con grúas, a fabricar armas, bombas de desagüe y máquinas de guerra>>. A esta lista hay que añadir la enseñanza de la filosofía y astronomía, la música, la lira de tres cuerdas y el arte de la interpretación. A su vez, la identificación-fusión de Hermes con Thot, y la consiguiente atribución a Hermes Trimegisto de un vasta literatura de astrología, ciencias ocultas y filosofía gnóstica se remonta a Evemero (siglo III a. C.), para quien los personajes mitológicos habían sido seres humanos divinizados después de su muerte por la grandeza de sus actos heroicos.

Así nació la creencia de que Hermes era un personaje histórico real, acreditado y reforzado por el cristianismo, quien lo consideró un profeta, un ángel o un demonio, según las distintas corrientes. Bajo dicha influencia se le atribuyeron en lengua griega, que serian reagrupados bajo el nombre de “Corpus Hermeticum” y pondría los cimientos de la tradición denominada <<hermética>>.

TRES VECES GRANDE

La genealogía clasíca de este Herme-Thot-Mercurio se remonta al periodo helenístico y comienza con Thot. Según la leyenda, un hijo de este dios egipcio fue el padre del segundo Hermes, el Trimegisto, cuyo hijo fue Tat. Apolonio de Rodas lo convirtio en un antepasado de Pitágoras, Según otra tradición recogida por Plutarco, tambien la diosa Isis era hija de Hermes.

En cambio, en sus Instituciones divinas, el cristiano Lactancio sostiene en el siglo III d. C. que Hermes egipcio, <aunque solo fuese un hombre, tenía no obstante una gran antigüedad y estaba perfectamente dotado de toda clase de conocimiento; de manera que la sabiduria sobre muchos asuntos y artes le procuró el nombre de Trimegisto. Escribio gran cantidad de libros, referidos al conocimiento de las cosas divinas donde reivindica la majestad del supremo y único dios y hace mención de ello recurriendo a los mismos nombres que utilizamos nosotros: Dios y Padre>>.

clip_image001[11]Las numerosas referencias a Hermes contenidas en las obras de Lactancio se explican por el hecho de que lo consideraba un aliado en la lucha contra la cultura pagana. En el siglo IV, San Agustín afirmó que Hermes era sobrino segundo de un contemporáneo de Moisés. Pero condenó obras suyas como el Asclepius, tachándolas de idolátricas.

En cualquier caso, no deja de reconocer la antigüedad de Trimegisto, afirmando en su De Civitate Dei que había vivido << mucho antes que los sabios y filósofos griegos>> y que <<se hiso famoso como experto en muchas artes, que enseño también a los hombres, los cuales, por este motivo, creyeron que después de su muerte se habría convertido en un dios>>.

Otra tradición diferencia entre tres Hermes e identifica al primero con el patriarca Enoch, al segundo con Noé y al tercero con Hermes-Thot, que habría vivido en Egipto después del Diluvio. Según ésta, el apelativo de <<triple>> o de <<Tres veces grande>> se debería a que estaba en posesión de las <<Tres dignidades que Dios confería: Rey, Filósofo y Profeta>>. El propio Hermes la atribuye al hecho de que posee las tres partes de la sabiduría del mundo.

Si los testimonios de los Padres de la Iglesia servían para acreditar la existencia y la antigüedad de Hermes-Thot-Mercurio, en el Medievo se asiste a un doble proceso, por una parte dirigido a ridiculizar y demonizar su figura, pero por otra a admitirlo como modelo de virtudes cristianas, hasta el extremo de asociarlo a la imagen de Cristo.

La identificación con el Cristo-Logos es temprana. Si en la mitología griega aparecía a veces como dios de los pastores, los autores cristianos lo vieron como una prefigura profética del Buen Pastor. Su función de guía de las almas de los difuntos permitió también presentarlo como un arcángel y un equivalente del dios egipcio Anubis, la deidad-cánido que <<abre y muestra los caminos>>.

Otros autores cristianos lo retratan, en cambio, como un diablo. En el siglo IV, Sulpicio Severo narra como dos demonios se acercan a San Martín para atormentarlo: <<Uno de ellos era Júpiter, el otro Mercurio>>. Y Mercurio era el más peligroso para este autor, según el cual ¡el propio Satanás disfrutaba apareciéndose bajo esta identidad!

La tradición atribuye a Hermes una cantidad increíble de libros, estrellas y sellos. Clemente de Alejandría hablaba de 42 libros. El sacerdote egipcio Manetón le atribuyó 36,525 y Seleuco 20,000. Uno de los más misteriosos de este conjunto legendario sería el Libro de Thot, supuestamente redactado en época antediluviana, que contendría un ritual mágico capaz de trasformar al hombre en <<rey de la creación>>.

Un tema apreciado por la tradición alquímica, sobre todo árabe, explica como el primer Hermes o Thot, que vivió antes del diluvio, habría hecho construir las pirámides (y la Esfinge) para depositar allí los secretos de la Sabiduría. Esta tradición árabe distingue un primer Idris-Thot, iniciador de los misterios de la Sabiduría que grabó los principios de la Ciencia Sagrada en los jeroglíficos; un segundo Hermes, que habría vivido en Babilonia después del Diluvio e iniciado a Pitágoras; y el tercero, padre de la alquimia.

A esta basta literatura atribuida a Hermes pertenece la célebre Tabla Esmeralda, llamada así porque la leyenda sostiene que fue grabada por él mismo con una punta de diamante sobre una lamina de esmeralda. Dicha leyenda refiere que esta Tabla, escrita en árabe, habría sido descubierta por Alejandro Magno cuando consultó el oráculo de Amon en el oasis de Siwa, descubriendo allí la tumba de Hermes y en su interior dicha Tabla. Según otra versión del relato, el mismo texto habría sido descubierto en las cavidades de la Gran Piramida de Giza.

UNIFICADOR DE LOS CONTRARIOS

imagesCAUG7TJP El simbolismo de Hermes significa así tanto la dualidad como la unidad que la concilia y es, al mismo tiempo, lo material y lo espiritual, la fase de la formación del Andrógino hermético, compuesto de Azufre y Mercurio, macho y hembra, hermano y hermana, como nos recuerda las dos serpientes del caduceo de este dios, que se enroscan unificándose en torno a dicho cetro.

<<Cuando el alquimista habla de Mercurio>>, explica C. Jung en Psicología y Alquimia, <<se refiere exteriormente a la plata viva, pero interiormente al espíritu aprisionado en la materia, creador del mundo (…). Mercurio es la materia prima, el nigredo; como dragón se devora así mismo y también muere para resurgir como Lapis (Piedra Filosofal). Es el juego de colores de la cauda pavonis del Pavo Real y los cuatro elementos. Es el ser inicial hermafrodita, que después se escinde en la clásica pareja de hermano y hermana, para parecer en la figura radiante de lumen novum del Lapis. Es metal y no obstante liquido, materia y espíritu, frío y ardiente, veneno y bebida saludable, un <<símbolo unificador de los contrarios>>.


JEAN PAUL SARTRE – BIOGRAFIA

Filósofo francés, dramaturgo, novelista y periodista político, es uno de los principales representantes del existencialismo. Sartre nació en París el 21 de junio de 1905; estudió en la École Normale Supérieure de esa ciudad, en la Universidad de Friburgo, Suiza y en el Instituto Francés de Berlín. Enseñó filosofía en varios liceos desde 1929 hasta el comienzo de la II Guerra Mundial, momento en que se incorporó al ejército. Desde 1940 hasta 1941 fue prisionero de los alemanes; después de su puesta en libertad, dio clases en Neuilly (Francia) y más tarde en París, y participó en la Resistencia francesa. Las autoridades alemanas, desconocedoras de sus actividades secretas, permitieron la representación de su obra de teatro antiautoritaria Las moscas (1943) y la publicación de su trabajo filosófico más célebre El ser y la nada (1943). Sartre dejó la enseñanza en 1945 y fundó, con Simone de Beauvoir entre otros, la revista política y literaria Les temps modernes, de la que fue editor jefe. Se le consideró un socialista independiente activo después de 1947, crítico tanto con la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS) como con los Estados Unidos en los años de la guerra fría. En la mayoría de sus escritos de la década de 1950 están presentes cuestiones políticas incluidas sus denuncias sobre la actitud represora y violenta del ejército francés en Argelia. Rechazó el Premio Nobel de Literatura de 1964 y explicó que si lo aceptaba comprometería su integridad como escritor. Las obras filosóficas de Sartre conjugan la fenomenología del filósofo alemán Edmund Husserl, la metafísica de los filósofos alemanes Georg Wilhelm Friedrich Hegel y Martin Heidegger, y la teoría social de Karl Marx en una visión única llamada existencialismo. Este enfoque, que relaciona la teoría filosófica con la vida, la literatura, la psicología y la acción política suscitó un amplio interés popular que hizo del existencialismo un movimiento mundial.

 

En su primera obra filosófica, El ser y la nada (1943) Sartre concebía a los humanos como seres que crean su propio mundo al rebelarse contra la autoridad y aceptar la responsabilidad personal de sus acciones, sin el respaldo ni el auxilio de la sociedad, la moral tradicional o la fe religiosa. Al distinguir entre la existencia humana y el mundo no humano, mantenía que la existencia de los hombres se caracteriza por la nada, es decir, por la capacidad para negar y rebelarse. Su teoría del psicoanálisis existencial afirmaba la ineludible responsabilidad de todos los individuos al adoptar sus propias decisiones y hacía del reconocimiento de una absoluta libertad de elección la condición necesaria de la auténtica existencia humana. Las obras de teatro y novelas de Sartre expresan su creencia de que la libertad y la aceptación de la responsabilidad personal son los valores principales de la vida y que los individuos deben confiar en sus poderes creativos más que en la autoridad social o religiosa.

En su última obra filosófica Crítica de la razón dialéctica (1960), Sartre trasladó el énfasis puesto en la libertad existencialista y la subjetividad por el determinismo social marxista. Sartre afirma que la influencia de la sociedad moderna sobre el individuo es tan grande que produce la serialización, lo que él interpreta como pérdida de identidad y que es equiparable a la enajenación marxista. El poder individual y la libertad sólo pueden recobrarse a través de la acción revolucionaria colectiva. A pesar de su llamamiento a la actividad política desde ópticas marxistas, Sartre no se afilió al Partido Comunista Francés, y así conservó la libertad para criticar abiertamente las intervenciones militares soviéticas en Hungría (1956) y en Checoslovaquia (1968). Otros textos de Sartre son las novelas La Náusea (1938) y la serie narrativa inacabada Los caminos de la libertad, que comprenden La edad de la razón (1945), El aplazamiento (1945) y La muerte en el alma (1949); una biografía del controvertido escritor francés Jean Genet, San Genet, comediante y mártir (1952); las obras teatrales A puerta cerrada (1944), La puta respetuosa (1946) y Los secuestradores de Altona (1959); su autobiografía, Las palabras (1964) y una biografía del autor francés Gustave Flaubert El idiota de la familia (3 volúmenes, 1971-1972) entre otros muchos títulos. Murió en París el 5 de abril de 1980.


ROBERT E. HOWARD – BIOGRAFIA

 

Robert E. Howard nació el 22 de Diciembre de 1906 en la ciudad de Peaster, Texas. Hijo de Isaac Mordecai Howard , de profesión doctor, y Hester Jane Ervin , quien se mostraría muy posesiva con su hijo a lo largo de su existencia. Durante su infancia estuvo sujeto a constantes mudanzas entre Texas y Oklahoma , debido al trabajo de su padre. Este movimiento paró a los trece años, cuando se establecieron en 1919 en Cross Plains, Texas, y donde vivió la mayor parte de su corta vida.

 

Aquella ciudad era más bien una comunidad rural, en donde las circunstancias se dieron para formar un Robert tímido , retraido y callado, y talvez por esto mismo fue que buscó refugio en la seguridad de los libros. De niño, era golpeado y sometido a duras palizas por parte de los demás jóvenes de la comunidad. Blanco de aquellos que se les hacía fácil molestarlo. Pero todos tenemos un modo de reaccionar ante la adversidad único y peculiar, el modo de Albert fue despertar un espíritu de superación que lo impulsó a ser mejor y más fuerte a través del ejercicio físico, al grado de llegar a practicar el noble deporte del pugilismo (también se dedicó al entrenamiento con pesas, equitación y boxeo). Tal fue el caso que llegó a pesar 90 kilos de puro músculo con 1.80 m de estatura, es decir un hombre fuerte y corpulento tal y como uno de los personajes que creó: CONAN . Ese fue el modo en que superó las golpizas y pudo gozar de respeto por parte de los demás, quienes ya no se burlaban de el aunque tampoco se le acercaban mucho.

No así fue su personalidad que ya se había formado como una persona tímida e introvertida. También se dice que no demostraba mucho interés por el sexo opuesto, talvez a causa de su madre, quien era muy posesiva con el, sin embargo se conoce que tuvo una relación con una maestra llamada Novelyne Price pero no acabó muy bien.

 

Luego de 4 años, a sus dieciséis, Robert asistió a la Escuela Secundaria de la vecina ciudad de Brownwood , donde pareció encajar más en el ambiente estudiantil, e incluso pudo hacer algunas buenas amistades. Fue aquí donde tuvo mayor tranquilidad espiritual y mental, ya que el ambiente mismo lo propiciaba. Además de llevar una serie de trabajos que lo distraían (empleado de sastrería, jornalero en un campo petrolífero , secretario en una oficina de leyes, empleado de farmacia, etc.) Sin embargo ya traía dentro de sí el talento de la escritura que se manifestaría en el boletín de la Escuela Superior (” The Tattler “) para la cual comenzaría a escribir, acrecentando su amor por las letras. En este contexto, Robert gana la primera paga por sus escritos al publicarse su primer relato ” Spear and Fang ” ( Colmillo y lanza , por el que recibió la paga de 16 dólares), una aventura en la cuál es protagonista un hombre prehistórico en la revista ” Weird Tales “, la cual se convertiría en el mejor vocero de su obra en vida.

El primer relato de Conan en “Weird Tales”, El fénix en la espada fue una reescritura del relato del rey kull “By this Axe I rule”, el cual no tuvo mucho éxito. 

 

Por ese tiempo Robert conoce a un grupo de jóvenes con inquietudes literarias afines entre los que se cuentan Harold Preece y Tevis Clyde Smith, quienes crean la revista periódica “The Junto”. También escribió para el diario local ” The Yellow Jacket “, editó sus propios ” fanzines ” ( The Golden Caliph y The Right Hook , el término “fanzine” vendría siendo para los que no están instruidos en el medio al igual que yo, publicaciones independientes impresas en algún medio y generalmente de periodicidad irregular, realizadas por gente aficionada de algún tema en particular sin el ánimo de obtener dinero y cuyo verdadero objetivo es comunicar una idea o concepto y que no cuenta con ningún tipo de respaldo editorial de alguna empresa. ) para exponer de manera abierta sus poemas, artículos y relatos. También colaboró en el fanzine de su colega Tevis Clyde Smith ” The All Around “. En medio de tanta actividad, el joven Robert se sentía en cierta plenitud, talvez la más grande que tuvo durante su vida.

 

Pero no todo lo bueno (ni de hecho, lo malo) dura para siempre, y en 1927 finalizados sus estudios, Howard regresó a Cross Plains para revivir el viejo ambiente monótono y sin chispa que había dejado años atrás. Al no tener el apoyo de las amistades anteriormente fundadas su caracter volvió a ser el de siempre, solitario y apegado a su madre, con la que tenía una relación de dependencia-posesividad , y por su puesto su fiel perro Patches, que un par de años más tarde le ocasionaría una depresión al abandonar este mundo.

Alentado por la soledad que lo rodeaba y por su talento innato, Robert entró la etapa más fecunda en su vida literaria. Cada vez más entusiasta, la revista ” Weird Tales ” recibió el trabajo de Albert, y su participación en la misma llegó a tener tanto éxito que en bien poco, se convirtió la figura más importante de cuantas se nombraban en ella. Es aquí donde fraguó amistad con Howard Philips Lovecraft ( H.P. Lovecraft ) quién cariñosa y audazmente le puso de apodo ” Bob Dos Pistolas ” ( Bob Two Gun ) en alusión a su procedencia Texana y a su gusto por lo bárbaro, la fuerza física y la lucha (manifestada en sus ideas de supervivencia). Además en esta publicación compartió el espacio con otros colegas como Edgar Rice Burroughs, Clark Ashton Smith, Robert Bloch, August Derleth y el ya nombrado Lovecraft. Hay que resaltar aquí el hecho de que ambos genios (Albert y Lovecraft) nunca se conocieron en persona, sino que su amistad fue creciendo gracias a la amistad que cultivaron a través de encendidas cartas(a veces subidas de tono) en donde debatían y compartían sus creencias intelectuales y vitales.

 

Sin embargo, pese a su relativo éxito, su vida distaba mucho de ser pacífica sobre todo en el plano mental. Su relación con su madre había alcanzado el grado de enfermiza y muy probablemente fue la causa de su escasa relación con el sexo opuesto. Luego en 1930, Patches , su querido perro muere, y la frágil mente de Albert golpeada por las reducidas ganancias que obtenía de ” Weird Tales ” (que para esos años se veía en una crisis económica, originada por la Gran Depresión) se sume en una desesperación preocupante. Hay que indagar más en este punto pues conviene hacerse una idea más detallada de las causas que lo llevaron al suicidio . La situación financiera de la familia no estaba nada bien. Su padre atendía en su mayoría a campesinos que muchas veces no pagaban con dinero sino con productos del campo. La enfermedad de su madre había mermado las reservas económicas y su operación de la vesícula biliar lo pusieron en una posición muy difícil.

 

Por otro lado la revista ” Weird Tales ” estaba fraccionando sus pagos y en ocaciones los demoraba, y ya que eran su único sustento, la situación debió haber sido bastante estresante. Dichos pagos apuradamente le alcanzaban para comer. Era tan mala la situación económica que vivía que en ocasiones se saltaba comidas para reducir los gastos y tuvo que hospedarse en la pensión más barata que encontró. Howard llegó a perder 7 kilos en un mes por la misma situación. Esto contribuyó a apalear más su estado anímico. Se dice también que la revista ” Weird Tales ” le debía unos ochocientos dólares entre los relatos publicados, y aquellos aceptados y a la espera de ser publicados.

Sin embargo, no había dinero que pudiera aliviar la desesperación de Howard, a quien lo único que le interesaba era recibir el cheque de manera constante, es decir que no dejara de llegar; todo esto lo manifestó en una carta enviada al editor de la revista ” Weird Tales ” de aquel tiempo Farnswoth Wright donde también le comentaba de su precaria situación económica en tono de que no extendieran más los pagos. Es fácil suponer que por dentro Robert E. Howard era como todo artista una persona sensible , tanto que en una ocación escribiría: “… una de las principales razones por las que nunca llegaré a ser nada es que soy demasiado condenadamente sensible”.

 

Aquí podemos hacer un alto y poner atención en el hecho de que Albert ya tenía tendencias suicidas desde antes, talves producto de todos los problemas que se le venían encima. Sobre todo tras la muerte de Patches, Robert E. howard comenzó a tener fuertes e incomprensibles cambios repentinos de humor y sus manías persecutorias alcanzaron niveles patológicos, por este tiempo se obsesionó con la idea de que la muerte tocaría a sus puertas a una edad temprana, en plenitud física y total lucidez. Se dice que desde la adolescencia la idea del suicidio ya se había plantado en la mente del joven Robert .

All fled, all done

So lift me on the pyre

The feast is over

And the lamps expire.

 

Traducido:

 

Todo voló, todo acabó

Por tanto levantarme sobre la pira

El festín ha terminado

Y la lámpara ha expirado

 

 

 

Luego, se dirigió a su coche, lo abordó y colocó una pistola en su sién, accionó el gatillo y cayó de frente sobre el volante. Moriría 8 horas después posiblemente debido al ángulo de la bala que no lo mató instantáneamente, a las 16:00 horas del 11 de Junio de 1936. Su madre se uniría a él treinta y un horas más tarde. Ambos fueron enterrados juntos. Es así como terminó la vida del genio atormentado por sus circunstancias y el apego a la profesión que amaba, que al final no resultó lo suficiente para ayudar a su amada madre. Sin embargo la vida o el destino sacaría del polvo sus relatos para la creación de nuevos mundos, retoques a sus escritos y sobre todo el enriquecimiento de la literatura fantástica.

Posteriormente su padre envió una carta a Lovecraft, anunciándole el suicidio perpetrado por su hijo. Le escribió que la idea del suicidio ya tenía tiempo rondando la cabeza de su hijo, y que había intentado disuadirle tras lo cuál, pareció tener una notoria mejora, por lo que no se volvió a tocar el tema. Sin embargo su padre, sabía que la idea no se había esfumado así como así. De hecho Robert tuvo que conseguir un arma prestada no porque no tuviera, sino que la que tenía se la había quitado su padre en temor ante tales pensamientos.

 

Nos damos cuenta de como a veces el destino juega con nosotros y nos pone situaciones que nos resultan inconvenientes, que muchas veces nos abruman y nos sobrepasan, sin embargo la herencia de Robert, su legado conceptual a través de sus escritos de la figura guerrera por excelencia nos dejan el anhelo sublime y difícil de alcanzar, de una actitud valerosa y temeraria ante la desgracia y los obstáculos. Aunque talvez no lo demostró en vida, el anhelo y la luz sobre él permanecerá para siempre.

 

 

Conan “El Bárbaro” y el género “Espada y Brujería”.

 

Sin duda el más famoso de los personajes de Robert E. Howard es el cimeriano . Ha sido tanta la fama de Conan que incluso se han rodado un par de películas protagonizadas por el austriaco Arnold Schwarzenegger , una caricatura, además de los cientos de revistas de sus relatos. La historia se desenvuelve en un periodo de tiempo hace 12000 años aproximádamente cuando la tierra se reacomodó sumiendo a la atlantida bajo los mares y colocándola geográficamente lista para la ” Era Hiboriana “. Aquí existe un escenario primitivo pudiendo llegar en ocaciones al medieval. Conan, es originario de la región del Norte llamada Cimeria . De ahí su habilidad para escalar sobre casi cualquier superficia inclinada, y de la cual a lo largo de sus historias se jacta repetidamente ante la imposibilidad de la gran mayoría de personajes con los que trata. Conan asume muchos roles a lo largo de su vida, entre los cuáles están: asesino , pirata , líder de los piratas , general , ladrón , soldado , e inclusive Rey .

Se enfrenta tanto a fuerzas humanas como sobrenaturales donde es frecuente encontrar a Magos y mounstruos salidos de los más oscuros rincones del infierno, así como gorilas superdesarrollados y animales prehistóricos. Otro rasgo distintivo es la presencia de mujeres hermosas con las cuáles muchas veces comparte la historia y en no en tantas el momentáneo “final feliz”. Es también común que Robert se refiera al cimeriano describiendo sus movimientos “como pantera ” o con “la agilidad de una pantera”, o también “la tensión de sus músculos de acero”. Conan es un individuo perfectamente adaptado para sobrevivir al medio violento que le rodea y del que siempre sale victorioso, aunque no sin breves (y a veces no tanto) derrotas. No es un héroe clásico en absoluto. Muchas veces tiene que tomar desiciones difíciles y en ocaciones la gente lo traiciona, es por eso que la confianza no es una cualidad que tenga en grandes cantidades. Los elementos de fuerza, rapidez y destreza en el uso de las armas hacen de Conan un guerrero excepcional

Tampoco hay que dejar de mencionar a otros personajes que abren el telón para lo que se denomina el género o mejor dicho subgénero fantástico “Espada y Brujería”. Almoric o el Rey Kull (el cual encarna un paralelismo místico con Conan) son claros ejemplos del mismo.

 

En los mundos del subgénero de ” Espada y Brujería ” se presentan ambientes violentos con hermosas mujeres que muchas veces caldean los ánimos para acabar en disputas dentro de tabernas tonde la mayoría de los hombres son fuertes y hábiles en el uso de los armas. Pero muchos de ellos no son otra cosa que vagos y mercenarios sucios que sólo están a la espera de sangre, abusar de los débiles y embriagarse como parte de la vida cotidiana. Los magos se presentan más bien como antítesis de los héroes, la mayoría son perversos, que se encuentran en su ambiciosa y desesperada búsqueda de poder, cayendo muchas veces en encantamientos horribles como sacrificios, prisiones eternas, o manejo de demonios

 


Friedrich Nietzsche – Biografia

 

F N

Friedrich Nietzsche

(1844-1900)

 

Fiedrich Wilhelm Nietzsche

Filósofo, poeta y filólogo alemán.

¿Por qué la persona afligida está más inclinada a abandonarse ciegamente a los placeres de los sentidos? ¿Es el aturdimiento que producen lo que ella apetece? ¿O una necesidad de emoción a cualquier precio? -Sancho Panza dice «Si los hombres sienten demasiado las tristezas, se vuelven bestias.»

Nace el 15 de octubre de 1844 en Röcken, región de Turingia. Perteneciente al reino de Sajonia fue anexionada en 1815 a Prusia. Primogénito del pastor Karl Ludwig, también hijo de pastor, quien se había casado con Francisca Oehler en 1843. El padre había sido preceptor en la corte de Altemburgque murió cuando él tenía 5 años, fue educado por su madre en una casa donde vivía junto a su abuela, dos tías y su hermana. Escribe poesías y compone música. Interpreta al piano a Beethoven y Haydin. Comienza a escribir un diario, así como a pasar las vacaciones con sus tíos en Pobles. Muere la abuela materna en abril. Se traslada a otra casa, sin la tía Rosalie. Comienzan sus dolores de cabeza y de ojos. Recibe vacaciones especiales por este motivo. Cursó estudios de filología clásica en las universidades de Bonn y Leipzig, y más adelante fue nombrado profesor de filología griega en la Universidad de Basilea cuando contaba 24 años. Su trabajo sobre las fuentes de Diógenes Laercio recibe el premio de la Universidad. El estudio sobre Teognis aparece en el “Rheinisches Museum”, XXII, nueva serie. En enero Nietzsche pronuncia una conferencia sobre la tradición de los escritos aristotélicos. Estudia a Homero y Demócrito. Estudia a Kant a través del libro de Kuno Fischer. El 9 de octubre comienza el servicio militar en la sección de caballería de un regimiento de artillería con sede en Naumburg (sus deseos eran aprovechar esa obligación para residir en Berlín y utilizar sus bibliotecas). Su delicada salud le obligó a retirarse en 1889. Nietzsche llega a Basilea para ser ingresado en una casa de locos, el diagnostico: “parálisis progresiva”. La madre lo recoge y lo lleva consigo a Jena a la Clínica Psiquiatrica de la Universidad de Binswanger. Tan sólo le permiten que lo visite a mediados de mayo. Falleció en Weimar el 25 de agosto de 1900.

Nietzsche recibió influencias de la cultura helénica, en particular de las filosofías de Sócrates, Platón y Aristóteles, también estuvo influenciado por el filósofo alemán Arthur Schopenhauer, por la teoría de la evolución y por su amistad con el compositor alemán Richard Wagner. Escribió varias obras importantes, entre ellas El origen de la tragedia (1872), Así habló Zaratustra (1883-1885), Más allá del bien y del mal (1886), La genealogía de la moral (1887), El crepúsculo de los dioses (1888), El Anticristo (1888), Ecce Homo (1889) y La voluntad de poder (1901). Uno de sus temas fundamentales era el que los valores tradicionales habían perdido su poder en las vidas de las personas, lo que llamaba nihilismo pasivo. Lo expresó en su tajante proclamación “Dios ha muerto”. Convencido que los valores tradicionales representaban una “moralidad esclava”, una moralidad creada por personas débiles y resentidas que fomentaban comportamientos como la sumisión y el conformismo porque los valores implícitos en tales conductas servían a sus intereses. Proclamó el imperativo ético de crear valores nuevos que debían reemplazar los tradicionales, y su discusión sobre esta posibilidad evolucionó hasta configurar su retrato del hombre por venir, el ‘superhombre’ (übermensch). De acuerdo con Nietzsche, las masas (a quien denominaba “rebaño” o “muchedumbre”) se adaptan a la tradición, mientras su superhombre utópico es seguro, independiente y muy individualista. El superhombre siente con intensidad, pero sus pasiones están frenadas y reprimidas por la razón. Centrándose en el mundo real, más que en las recompensas del mundo futuro prometidas por las religiones en general, el superhombre afirma la vida, incluso el sufrimiento y el dolor que conlleva la existencia humana. Su superhombre es un creador de valores, un ejemplo activo de “eticidad maestra” que refleja la fuerza e independencia de alguien que está emancipado de las ataduras de lo humano “envilecido” por la docilidad cristiana, excepto de aquellas que él juzga vitales. Sostenía que todo acto o proyecto humano está motivado por la “voluntad de poder”. No tan sólo el poder sobre otros, sino el poder sobre uno mismo, algo que es necesario para la creatividad. Tal capacidad se manifiesta en la autonomía del superhombre, en su creatividad y coraje. Negó en multitud de oportunidades que ningún superhombre haya surgido todavía.

Al concepto de superhombre se le reprochó a menudo ser el fruto de un intelectual que se desenvuelve en una sociedad de amos y esclavos y ha sido identificado con las filosofías autoritarias. Poeta, ejerció mucha influencia sobre la literatura europea y la teología. Sus conceptos han sido discutidos y ampliados por personalidades como los filósofos alemanes Karl Jaspers y Martin Heidegger, el filósofo judío alemán Martin Buber, el teólogo germano-estadounidense Paul Tillich, y los escritores franceses Albert Camus y Jean-Paul Sartre. La proclama de Nietzsche “Dios ha muerto” fue utilizada por teólogos radicales posteriores a la II Guerra Mundial (en especial por los estadounidenses Thomas J. J. Altizer y Paul van Buren) en sus intentos por adecuar el cristianismo a las décadas de 1960 y posteriores.

“El amor a uno solo es una barbarie, pues se practica a costa de todos los demás. También el amor a Dios”. Friedrich Nietzsche

Textos de Nietzsche

Sämtliche Werke. Kristische Studienausgabe in 15 Bänden, Hrg. Von Giorgio Colli und Mazzino Montinari, Munchen, Berlin, New York, Deutscher Taschenbuch Verlag und Walter de Gruyter, 1980.

Traducciones:

Consideraciones Intempestivas I

El nacimiento de la tragedia

Así habló Zaratustra

Más allá del bien y del mal

La genealogía de la moral

Crepúsculo de los ídolos

El Anticristo

Ecce Homo


Tenoch

Tenoch o Tuna de Piedra (Corazón Fuerte)

(¿? – ¿1366?)

Más de siglo y medio de peregrinaje llevó a los aztecas arribar al lugar que Huitzilopochtli, su profeta y primer guía, les prometió al salir de la legendaria Aztlán, su tierra de origen.

Se cree que partieron del “lugar de las garzas” en 1160 bajo la dirección de Huitzilopochtli. A su muerte, ocupó su sitio Tenoch, quien llevó a la tribu hasta Chapultepec, o cerro de saltamontes, que en aquella época (1255) pertenecía a los tecpanecas de Azcapotzalco.

Ahí establecidos, tomó el poder Huitzilihuitl, un guerrero experimentado, pues la tribu sabía que en poco tiempo serían atacados por los dueños de aquel lugar.

Ninguno de los pueblos se preocupó al principio de los nuevoa habitantes de Chapultepec, pero éstos pronto se multiplicaron y comenzaron a dar muestras de valor. Entonces una alianza formada por lso señores de Culhuacan, Xaltocan y Azcapolzalco los desterró de Chapultepec y Huitzilihuitl fue asesinado.

Los mexicas fueron conducidos por Tenoch, su gupia nuevamente, hacía Tizapan, un área seca y salitrosa, designada por los señores de Culhuacán, en la que era muy posible que murieran de hambre. Pero los mexicas, para sorpresa de los culhuacanos, aprovecharon todo cuanto podía ofrecerles el territorio y lo hicieron generoso. Comenzó el señor de Culhuacan a confiar en los mexicas, pero las sanguinarias ofrendad que éstos llevaban a cabo en honor de Huitzilopochtli, hicieron que fueran desterrados de Tizapan y se refugiaran a las orillas del lago, huyendo constante mente de sus enemigos.

Fue hasta 1325 que los mexicas encontraron por fin la señal que les había prometido Huitzilopochtli (un águila sobre un nopal, devorando una serpiente). Tenoch de inmediato comenzó a trabajar en la construcción de un pequeño adoratorio y llamo a ñla nueva ciudad Mexico.

Tiempo despues una rebelión causó una división en la isala. Quienes apoyaron a Tenoch llamaron a su ciudad Mexico Tenochtitlan, y los rebeldes la llamaron México Tlatelolco. Tenoch gonerno Tenochtitlan hasta su muerte, que se ubica en la segunda mitad del siglo XII.